La Junta impugna el estudio de detalle del suelo de Astilleros en Cádiz

,La Delegación de Obras Públicas de Cádiz ha decidido impugnar el estudio de detalle aprobado por el Ayuntamiento de Cádiz para la urbanización del suelo ocioso de Astilleros, 20 hectáreas en las que se construirán más de 2.000 viviendas, distintos equipamientos y un centro comercial, que constituye la última oportunidad de crecimiento de la ciudad. El delegado de la Consejería, José de Mier, explicó ayer en conferencia de prensa que su actuación obedece a "cuestiones formales" y no de fondo, tras haber recibido una denuncia del grupo municipal del PDNI, en la que cuestionaban la validez jurídica del estudio. De Mier se mostró convencido de que, pese a la decisión de la Junta, "es un problema con fácil solución" y llegó a decir que el mencionado estudio mejora incluso el planeamiento inicialmente previsto para esa zona. El Ayuntamiento anunció la pasada semana la modificación puntual del PGOU para buscar "un paraguas jurídico" ante la denuncia de Nueva Izquierda. El delegado de Obras Públicas cree posible y "lógico" que el municipio solicite la paralización de la impugnación. Pese a todo, sostuvo que si el PP hubiera sido "más humilde", dijo, habría evitado "el batacazo". El equipo de gobierno municipal, del PP, reaccionó ayer al anuncio de la Junta afirmando, en un comunicado, que se trata de "la última demostración de la campaña orquestada entre Nueva Izquierda y la Junta contra los intereses de los gaditanos y nuestra ciudad". Sin razón Para los populares no existen razones que justifiquen esta actuación y recuerdan que, como ha admitido la Junta, no se han producido modificaciones cualificadas. Afirman que la única actuación cuestionada ha sido una "supuesta" modificación de las glorietas de tráfico y afirman que ya han modificado el PGOU para evitar problemas legales. "El proceso de urbanización ya iniciado continuará en los plazos previstos, sin que exista razón jurídica o técnica que aconseje cambio alguno", asegura el equipo del PP. Los concejales de Nueva Izquierda, que iniciaron la denuncia, tienen una visión distinta de lo sucedido. Aprecian cierta "tibieza" en la actuación de la Junta y sostienen que en esta polémica urbanística "no se discutía una cuestión de forma sino de fondo; consistía en saber si se acepta un urbanismo con tendencias especulativas primando el interés de los promotores o una concepción política que quiera mejorar la calidad de vida de los ciudadanos", dice el edil Juan Ortuño. Por otra parte, el concejal del PSOE en el Ayuntamiento de Cádiz, Carlos Carrasco, ha formulado otra denuncia sobre el proceso de enajenación de parcelas en este suelo. A su juicio el pliego de condiciones para la venta de solares "discrimina a las cooperativas de vivienda" al obligar a las empresas a invertir hasta el 7% del coste de la construcción por adelantado.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS