Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
NUEVA CUENTA ATRÁS EN IRAK

Sadam anuncia que está dispuesto a defenderse con todos los medios

Sadam Husein no baja la guardia. El presidente de Irak anunció ayer que su país está dispuesto al combate, mientras se ultiman los detalles de una movilización general que se íniciará el 1 de febrero y con la que se pretende constituir un ejército de un millón de voluntarios. La situación continúa provocando la preocupación de Israel a pesar de los llamamientos a la calma de sus dirigentes.

"Si el diablo empuja a los enemigos a la maldad y a la agresión y nos atacan, nos Veremos forzados a luchar contra ellos, con todos nuestros medios", anunció ayer solemnemente Sadam Husein. El líder iraquí añadió que no creía en la posibilidad de que se desencadenara un conflicto abierto armado, pero añadió que aún así se habían tomado todas las medidas para hacer frente al combate. Sadam advirtió a sus enemigos que "no se hagan ilusiones como se las hicieron en el momento, de la madre de todas las batallas" en 1991, con ocasión de la guerra del Golfo.

Los países árabes, como pasara el pasado mes de noviembre.. han empezado a cerrar filas en torno al régimen de Sadam Husein: condenan cualquier tipo de acción militar y pronostican que ello no solucionará el conflicto. En esta línea se han manifestado en. las últimas horas los Emiratos Árabes Unidos, Irán y la propia Arabia Saudí, un aliado histórico de los norteamericanos, que jugó un papel fundamental en el conflicto de hace seis años.

La situación de tensión preocupa a los israelíes, que han empezado a adquirir máscaras antigás y a escuchar con atención las palabras de sus dirigentes, en especial las pronunciadas en las últimas horas por el presidente Ezer Weizman, quien ha lanzado una severa advertencia al régimen de Sadam Husein, anunciándole que "los misiles pueden ir en los dos sentidos".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 30 de enero de 1998