Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un dictamen contra el fraude

Aunque el informe aprobado por el Parlamento puede quedar en papel mojado al no ser vinculante, tiene una importancia extrema para el olivar español y, sobre todo, para acabar con el fraude que existe en el sector. Los puntos más importantes para España son:Sistema de ayudas. La concesión de subvenciones en función de la producción real y no por ayuda al árbol, como plantea el comisario, es una decisión muy favorable. De esta forma se prima la producción, con lo que ello conlleva de aliciente para mantener las tareas de cultivo y el empleo. Se elimina el sistema de ayudas al pequeño agricultor (producción menor a los 500 kilos de aceite) que en los años precedentes era el coladero para el fraude en el sector. En España este sistema supone sólo el 10% de la producción, mientras que en Italia significa más del 60%.

Ayudas a explotaciones pequeñas. Se ha incluido finalmente en el dictamen preparado por Salvador Jové. En España lo habían demandado fundamentalmente los socialistas. El sistema supone que, dentro del marco de las ayudas a la producción real, se deberán establecer apoyos específicos para las pequeñas explotaciones, así como para las que tengan unos bajos rendimientos por árbol. En España, más del 25% de la superficie no supera los 10 kilos de aceituna por planta. Sin estas ayudas, esas explotaciones quedarían fuera de rentabilidad en un futuro de precios a la baja.

Producciones. La Cantidad Máxima Garantizada (CMG), actualmente 1,35 millones de toneladas, es totalmente insuficiente y da lugar cada ejercicio a duras penalizaciones. Este año, la ayuda por kilogramo de aceite, al rebasar esa CMG, se ha reducido de 240 a unas 150 pesetas. España defiende que esa CMG aumente y no que se distribuya por países, como defendía Italia.

Regulación de mercado. El Parlamento defiende en su dictamen que se mantenga el actual sistema de intervención, así como los niveles de precios. Se mantiene también el almacenamiento privado y la constitución de una reserva para años de escasez.

Ayuda al consumo. Actualmente es de unas 18 pesetas por litro. España apoya su mantenimiento. El Parlamento, a instancias de Italia, pugna por su eliminación.

Calidad y promoción. El dictamen apoya la prohibición en la mezcla de aceite de oliva con otros de semillas.

Aceituna de mesa. El Parlamento defiende la introducción de una ayuda para la aceituna de mesa con fondos ajenos a la actual OCM.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 19 de diciembre de 1997