Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Iglesia impide un congreso de teólogos liberales en sus centros

Este año la Asociación de Teólogos Juan XXIII, de talante progresista, no celebrará su Congreso de Teología anual en el Colegio Calasancio -padres escolapios- de Madrid, como viene siendo costumbre desde hace seis años. "La implicación de altas instancias y de la Conferencia Episcopal no ha permitido que se celebre el congreso en un local religioso, como se ha ido haciendo, en años anteriores", indica el secretario general de la asociación, Juan José Tamayo. El congreso -que se inauguró ayer- se desarrollará hasta el domingo, con la participación de 20 colectivos cristianos de España, en el salón de actos de Comisiones Obreras (CC OO).Fuentes de la Conferencia Episcopal negaron ayer su relación con el asunto: "La Iglesia como institución no tiene nada que ver. Es un tema que lleva el propio centro religioso", desmintieron.

El director del colegio Calasancio, Enrique Sánchez, explicó, sin embargo, que "instancias superiores han considerado que no es conveniente que se celebre aquí el congreso. Como colegio religioso, no me queda más remedio que no acoger más este evento". Y continúa: "Se ve que si todos pensamos en una línea, estupendo". Según manifestó Tamayo, "la jerarquía eclesiástica ya lleva varios años poniendo dificultades. No nos viene de nuevo".

La Asociación española de Teólogos Juan XXIII destaca por su carácter progresista. El pasado año el Congreso de Teología apoyó un manifiesto por la renovación eclesial. El texto proponía, entre otras cosas, la construcción de una Iglesia fraterna, la igualdad de derechos de la mujer y su acceso al sacerdocio, elegir entre el celibato y vida no célibe, valorar la sexualidad y "transmitir un mensaje de alegría, de Buena Vida , en vez de uno de amenaza El filósofo José Luis Aranguren describió en 1994 el congreso como "el foro de debate religioso más libre e importante de Europa".

Los Congresos de Teología se celebran anualmente desde 1981. El lema de este año es Inmigración y cristianismo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 11 de septiembre de 1997