Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El nuevo fiscal jefe de la Audiencia ocupa el despacho oficial antes de tomar posesión del cargo

El primer acto del mandato de Eduardo Fungairiño, el nuevo fiscal jefe de la Audiencia Nacional nombrado por el Gobierno en contra del dictamen unánime de toda la carrera fiscal, fue ocupar el despacho de su predecesor, José Aranda, antes incluso de haber tomado posesión oficial posesión oficial de su cargo, requisito que cumplimentará el próximo jueves.Nada más llegar a la Audiencia Nacional, Fungairiño pidió ser llevado al despacho del represaliado ex fiscal jefe, José Aranda; ordenó comenzar la mudanza de libros, muebles y cuadros, y plantó sobre su mesa el retrato de la fiscal Carmen Tagle, asesinada por ETA.

Fungairiño tomará posesión de su cargo el jueves. Primero jurará su nuevo puesto en el Tribunal Supremo y después tomará posesión en la Fiscalía General del Estado.

El nuevo fiscal jefe declaró que seguirá ocupándose de los casos de extradiciones, labor que realizaba hasta la fecha, y continuará asistiendo a juicios en dicho órgano jurisdiccional.

Fungairiño se quejó de la falta de personal en la fiscalía.

Con el nombramiento de. Fungairiño como fiscal jefe queda vacante su puesto de teniente fiscal, que se habrá de cubrir por concurso convocado por el fiscal general del Estado. De momento, el teniente fiscal en funciones será el de mayor antigüedad en la fiscalía de la Audiencia Nacional, Ignacio Gordillo.

Gordillo tiene una sanción de un mes de suspensión de empleo y sueldo por una falta muy grave y otra adicional de 50.000 pesetas de multa por una falta grave, que tiene recurridas ante el ministerio de Justicia.

El nombramiento de Fungairiño apareció el pasado sábado en el BOE, un día después de que el Gobierno decidiese ignorar el informe vinculante del Consejo Fiscal y nombrarle jefe, pese a ser el candidato peor valorado y no haber obtenido ni un sólo sufragio en tres votaciones. Fungairino tachó de "estéril" la polémica sobre su nombramiento y dijo que si el Gobierno ha decidido nombrarle fiscal jefe "bien hecho está".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 3 de junio de 1997