Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El alcalde niega valor a los restos hallados en la plaza de Oriente

"No tienen ningún valor arqueológico, se empeñe quien se empeñe". Así de tajante se mostró ayer el alcalde de Madrid, José María Alvarez del Manzano, respecto a los restos del siglo XVIII descubiertos el viernes en las excavaciones de la plaza de Oriente. Dichos restos son obra del arquitecto Sabatini y están situados frente a la fachada sur de la Casa de Oficios, junto a la puerta principal del Palacio Real. Las obras del túnel de Bailén "no hay quien las pare", continuó Alvarez del Manzano, quien realizó estas declaraciones tras el acto de entrega de llaves a los propietarios de 32 nuevas viviendas, de la cooperativa SATSE, situadas en la confluencia de las calles Collado de Marichiva y Collado de la Mina, en el distrito de Fuencarral.

El primer edil aseguró que en Madrid existen en pie y viviendo" multitud de monumentos del siglo XVIII, como el propio edificio del Ayuntamiento. Asimismo, dijo que la oposición "sólo sabe hacer demagogia" respecto a este tema. Respecto al cambio de opinión sobre las obras del consejero de Educación y Cultura, Gustavo Villapalos, quien en entrevista a EL PAÍS las calificó de "dislate", el alcalde dijo que "con o sin su opinión, en la plaza de Oriente no se está ocultando nada, ni se está destruyendo nada de la historia de Madrid".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 23 de febrero de 1997