Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

"Deberían ser gratuitos"

"Los libros deberían ser gratuitos y fin de la discusión". La tajante afirmación es del presidente de la asociación de padres de un colegio público de Valencia, que prefiere acogerse al anonimato. ¿Deben ser gratis los libros de texto? En algunos países, los textos escolares son propiedad de los centros educativos y allí se utilizan una y otra vez sin necesidad de que los niños compren cada año libros nuevos cuya vigencia parece terminarse con demasiada prisa.Este asunto, siempre de actualidad en esta misma época del año, ha sido este curso especialmente polémico al hablar la ministra de Educación, Esperanza Aguirre, de la idoneidad de liberalizar los precios en acuerdo con editores y libreros. Ambas ramas del mercado editorial se oponen a romper el precio fijo porque crearía, dicen, desigualdades. Lo cierto es que ahora los precios se fijan con acuerdo de ambas partes y con el visto bueno de la Administración sobre los contenidos.

Libreros y editores defienden que los escolares sean propietarios de sus libros y reclaman serenidad y seriedad ante un gasto que representa un bien cultural y que es, en realidad, mínimo comparado con el desembolso que muchas familias realizan por estas fechas para sus hijos destinado a otros menesteres. El librero Valeriano García Barredo es contundente y cree que muchos padres protestan por el precio de los libros mientras que no ponen ningún reparo a gastarse miles y miles de pesetas en ropa y calzado de precios elevados porque son de marca.

La pasada semana, las estanterías agotadas del vídeo de Pocahontas, en oferta de 2.795 pesetas, parecían coincidir con la opinión de este librero. Esta moderna producción de Disney se agotó en una tarde. Las cintas se exponían al lado de las mesas donde se exhibían los libros de texto.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 17 de septiembre de 1996