Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La obligación de ir y la obligación de votar

El presidente del Gobierno, José María Aznar, aprovechará la sesión de mañana del Consejo de Ministros para advertir a los titulares de los departamentos que a la vez son diputados que una de sus primeras obligaciones es acudir a votar al Parlamento, El PP comprobó el pasado martes que su exigua minoría parlamentaria le puede acarrear graves riesgos si no fija una seria disciplina de voto entre sus propios diputados (156). La Cámara baja votó ese día una proposición del PSOE e IU contra la Ley Helms-Burton, que pretende restringir las inversiones de grupos extranjeros en Cuba, y sólo fue rechazada por dos votos. EI PP tuvo 13 bajas en sus filas, entre ellas, las de los ministros de Economía y Hacienda, Rodrigo Rato; de Interior; Jaime Mayor Oreja; de Administraciones Públicas, Mariano Rajoy, y de Medio Ambiente, Isabel Tocino.Nada más conocer el resultado de esa votación, Aznar solicitó al grupo parlamentario un listado con las ausencias. El repaso detallado de esas bajas sirvió para confirmar que actualmente hay una mala coordinación entre el Ejecutivo y las dos Cámaras parlamentarias de control del Gobierno.

Poco después de la citada votación aparecieron por el Congreso, casi sin resuello, Rodrigo Rato y Mariano Rajoy, que llegaban del Senado. Precisamente, en ese momento, intervenía en la Cámara alta Mayor Oreja. Aznar ha reclamado que se adopten medidas correctoras para que esa descoordinación de comparecencias no vuelva a ocurrir.

Entre los diputados de base del PP ausentes se encontraban las alcaldesas de Málaga y Cádiz, Celia Villalobos y Teófila Martínez.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 30 de mayo de 1996