Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
GENTE

EL VINO Y ELLAS

Todo por y para el vino. Pero sin hombres. La Asociación de Mujeres Amigas del Vino (Amavi), un movimiento exclusivamente femenino aglutinante de las amantes del fermentado zumo de la uva, ha celebrado su cena inaugural. Profesionales liberales, bodegueras, restauradoras, alguna que otra ama de casa y un amplio elenco de mujeres de todas las edades y pelaje -que de todo hay en la viña de Amavi- intentaron dejar constancia de su interés por el vino desde diversas ópticas. Unas resaltaron su condición de mujeres agricultoras y empresarias, otras la importancia del vino para la salud y otras, por fin, el sentido lúdico y hedonista de la vida que invita a levantar la copa y darse el placer de degustar un buen caldo. Sonia de Galimberti, presidenta de Amavi, destacó la importante labor de la mujer en un ámbito en el que "debemos hacemos un hueco y dejar constancia de que estamos aquí". De momento, son ya 50 las afiliadas que han pagado su cuota anual de 18.000 pesetas para poder participar en catas, visitas a bodegas, conferencias y las diversas actividades que organizará este colectivo con sede en Madrid que no tiene ánimo de lucro.-

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 11 de mayo de 1996