Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Puleva anuncia el levantamiento de la suspensión de pagos

Puleva podrá levantar de forma inminente la suspensión de pagos que mantiene desde abril de 1994 tras haber llegado a un acuerdo con el 66% de los acreedores, según anunció ayer el presidente del consejo de administración de la empresa, Javier Tallada, durante la junta general de accionistas que se celebró en Granada. En la sesión, la junta aprobó el balance de cuentas, que acarrea unas pérdidas de 1.278 millones de pesetas.Aunque el balance de cuentas de 1994 resultó negativo, los accionistas dieron su apoyo a los nuevos responsables de Puleva al votar su aprobación el 99% de los que acudieron a la junta. El balance de cuentas había sido rechazado en junio pasado, lo que propició la salida del anterior equipo gestor de Puleva.

El siguiente paso que va a darse, según manifestó Tallada, es culminar las negociaciones con el comité de empresa, en las que, con toda probabilidad, se acordará el despido mediante prejubilaciones de 208 empleados. A este respecto, el presidente del consejo de administación indicó que las posturas de la empresa y de los sindicatos "están muy próximas" en la necesidad de aplicar el plan de viabilidad.

Desconvocado el paro

De hecho, una de las medidas que adoptó ayer el comité de empresa de Puleva fue la desconvocatoria de las dos jornadas de huelga previstas para hoy y para mañana en protesta, precisamente, por ese plan de viabilidad. No obstante, quedan en pie otras convocatorias de huelga para este mismo mes. Tras la celebración de la junta general de accionistas, que apenas duró 40 minutos, Tallada requirió el apoyo de la Junta de Andalucía para sacar a flote Puleva, empresa cuyo objetivo inmediato es comenzar a potenciar la venta de productos de valor' añadido y leches especiales, de acuerdo a las propuestas del plan de viabilidad.

El optimismo comenzó a aparecer ayer entre los accionistas tras casi dos años de continuos sobresaltos en la empresa granadina, que tiene deudas acumuladas por valor de 20.543 millones de pesetas. Hace dos semanas, los responsables de Puleva solicitaron al juzgado que tramita la suspensión de pagos un mes más de prórroga, que el juzgado concedió, para negociar con los acreedores, al haber encontrado la fórmula para poder pagar más de la mitad de esa deuda.

La propuesta establece que Puleva entregue, a los acreedores, entre los que se encuentran diferentes grupos bancarios, cajas de ahorro y entidades extranjeras, los fondos generados del negocio lácteo durante los próximos cinco años, así como la tesorería disponible, lo que supondrá, al término de ocho años, el repago de 14.200 millones. El plan fue aceptado por el 55% de los casi 3.000 acreedores de Puleva.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 4 de diciembre de 1995