El control del calendario

CiU tiene que fijar públicamente su posición definitiva antes del 17 de septiembre y sus líderes no cuentan ya con conocer previamente la decisión del Tribunal Supremo sobre la inculpación del presidente del Gobierno o alguno de sus ministros por el caso GAL. Pujol había reiterado que más importante que los presupuestos era la situación judicial del Ejecutivo, lo que dio pie a las críticas de Aznar en el sentido de que CiU dejaba en manos de los jueces la decisión sobre el calendario político. Ayer, Mariano Santiso, secretario de organización de Izquierda Unida, interpretó que las últimas declaraciones de Pujol suponen la convocatoria de elecciones generales en otoño. Según Santiso, el presidente de la Generalitat es consciente de que la situación política es insostenible "y será peor en las próximas semanas, con la continuación de los pasos procesales".

Más información

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0003, 03 de septiembre de 1995.

Lo más visto en...

Top 50