Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El director del Cesid sostuvo ante Garzón que no tiene papeles de los GAL

El general Félix Miranda, sucesor de Emilio Alonso Manglano en la dirección del Cesid, sostuvo ayer ante el juez Baltasar Garzón que no conoce la existencia de documento alguno elaborado por el organismo que dirige que tenga relación con la fundación o estrategia de los GAL.El general Miranda declaró durante una hora ante el magistrado y, a pesar de la advertencia de éste de que acudiera al juzgado acompañado por su abogado, durante su comparecencia no le cambió la condición de testigo por la de imputado.

El militar no aportó ningún documento al juez y fue advertido de que en su testimonio no podía acogerse a la Ley de Secretos Oficiales, de acuerdo con la reciente jurisprudencia del Tribunal Supremo. Un auto de la Sala Segunda fechado el 20 de febrero pasado y en relación con el caso de los fondos reservados precisaba que un funcionario requerido como testigo por un juez no puede ampararse en la Ley de Secretos Oficiales y en el secreto profesional para no revelar lo que sepa.

Nuevo en el cargo

El general Miranda no se amparó en la citada ley, pero destacó que lleva escaso tiempo al mando del Cesid y que le han informado de que no se guarda en el centro ningún documento sobre los GAL de las características que el juez está buscando.Garzón ha solicitado en dos ocasiones al Cesid un supuesto documento fundacional de los GAL, del que tuvo conocimiento a través de la declaración sumarial del ex secretario de los socialistas de Vizcaya Ricardo García Damborenea. Ese documento, que Damborenea aseguró haber leído, es un estudio de las líneas estratégicas a seguir en la guerra sucia contra ETA en el sur de Francia presuntamente elaborado por el Cesid. García Damborenea no recordaba quién le había mostrado el documento en cuestión, si el responsable del Cesid para el País Vasco en 1983, el comandante Jesús Somontes, ya fallecido, o algún responsable de Interior.

Miranda señaló que él no sabe de la existencia del documento, aunque no negó que pudiera existir. El general, que sustituyó al general Emilio Alonso Manglano el pasado 7 de julio, había señalado en dos ocasiones por escrito que en los archivos, del centro no existe ningún documento de esas características con fecha de julio de 1983.

Por otro lado, el vocal del Consejo General del Poder Judicial, Javier Gómez de Liaño, remitió un escrito al presidente del organismo y del Supremo, Pascual Sala, en el que pide que el pleno del Consejo o la comisión permanente del mismo para que se pronuncien en contra de las acusaciones que desde instancias políticas se formulan contra el juez Garzón o contra el presidente de la Sala Segunda del Supremo, Fernando Cotta. Gómez de Liaño finalmente pide que el consejo inste al Cesid a prestar a los jueces y tribunales la colaboración que se le requiera.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 1 de agosto de 1995