Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La dieta vegetariana protege del cáncer y las enfermedades cardiovasculares

Consumir frutas y verduras frescas alarga la vida. Pero eso no es todo. El cáncer ataque un 40% menos a los vegetarianos que al resto de la población. En cuanto a las enfermedades del corazón, su incidencia es un 30% menor entre los que rechazan la carne. Esta conclusión se desprende de un estudio realizado por el Instituto de Higiene y Medicina Tropical, en Londres, recién publicado por el British Medical Journal. Su elaboración ha costado 12 años y han sido analizados los hábitos alimentarios de 11.000 adultos en el Reino Unido.Aunque otros trabajos han indicado ya las ventajas de dietas como la mediterránea, baja en hidratos de carbono y grasas saturadas, es la primera vez que los investigadores se concentran en la alimentación. Junto a la menor incidencia del cáncer y las dolencias cardiacas, el estudio señala que los vegetarianos tienen también menos posibilidades de contraer enfermedades en general.

Según Margaret Thorogood, responsable del estudio no se trata de suprimir la carne o el pescado de los menús: "Lo mejor es reducir la ingestión de grasas y aumentar las piezas de fruta y los platos de verdura fresca" Las últimas estadísticas indican que el consumo de carne bajó un 30% el pasado año en el Reino Unido.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 27 de junio de 1994