Los empleados de Correos protestan por la pérdida de poder adquisitivo

Trabajadores de Correos -2.000 según los sindicatos y 300 según la policía- se concetraron ayer frente a la sede de la compañía, en la Plaza de Cibeles, para protestar por la pérdida de poder adquisitivo que han sufrido sus salarios y reivindicar un Reglamento de Personal que regule las relaciones laborales. Los sindicatos CC OO, CSIF, CGT y el Sindicato Libre convocaron la concentración bajo el lema Por el salario, el empleo y el futuro. Algunos trabajadores salieron a la calzada y provocaron atascos en los accesos a la plaza.El responsable de Correos de CC OO, Rómulo Silva, denunció que en los siete últimos años los salarios han perdido 12 puntos de poder adquisitivo, y reivindicó una subida de 15.000 pesetas mensuales.

Los carteros encargados del reparto en la zona de Embajadores y Lavapiés unieron a la protesta un motivo más: la oleada de atracos que sufren los repartidores de giros postales de la zona, sin que la Jefatura Provincial tome medidas suficientes.

Tras la suspensión temporal del reparto de giros en metálico, la jefatura decidió el pasado lunes -después de que la Delegación del Gobierno prometiera protección policial suficiente- reiniciar el servicio. Ese mismo lunes, otro cartero fue atracado.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0026, 26 de mayo de 1994.