Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El FMI reduce al 1,1% la previsión de crecimieento en España para 1994

La economía española crecerá este año un 1,1%, según recoge un borrador del informe semestral del Fondo Monetario Internacional (FMI) que se publicará a finales de mes. Este incremento, inferior al previsto anteriormente por el propio Fondo, queda por debajo del 1,3% pronosticado por el Gobierno español. En el documento se revisa también a la baja el crecimiento de los demás países europeos, aunque se muestra optimista sobre las perspectivas globales para 1995. En cuanto a Estados Estados, sin embargo, el FMI prevé un crecimiento aún mayor del esperado y coincide con la política de la Reserva Federal (banco central norteamericano) de aplicar ligeras subidas de los tipos de interés para contener la amenaza de inflación.

El World Economic Outlook el informe del FMI que cada seis meses analiza las perspectivas de la economía mundial, incluye una considerable corrección sobre las perspectivas de crecimiento en España respecto al 1,6% previsto en septiembre de 1993, según fuentes que han tenido acceso al documento. El organismo internacional, que preside Michel Camdessus y que celebrará este mes su habitual reunión de primavera, calcula ahora un aumento del Producto Interior Bruto (PIB) español en torno al 1,1% o 1,2%, de acuerdo a las fuentes citadas. Ese pronóstico es también ligeramente inferior al previsto por el Gobierno español (un 1,3%). El informe del FMI, que todavía podría incluir algunas modificaciones sobre el borrador actual, cita el desempleo como uno de los problemas estructurales más graves que afectan a las economías europeas, y recomienda profundizar en la flexibilidad de los mercados laborales como una de las principales armas para hacer frente al paro, en línea con las recomendaciones hechas por los ministros del Grupo de los Siete en la reciente conferencia de Detroit.

Para las economías europeas, el FMI ha revisado a la baja sus previsiones de crecimiento en Alemania -donde pasa del 1,2% calculado hace seis meses al 0,8% actual-, Italia -de 1,7% a 1,1%- y el Reino Unido -del 2,8% al 2,5%-, aunque este sigue siendo el país cuya economía presenta señales de mayor solidez. Sólamente en Francia, se mantiene el cálculo de crecimiento del 1,1% de hace seis meses.

Los expertos pronostican que la publicación del informe va a suponer un revés para el presidente estadounidense, Bill Clinton, en la medida en que el FMI coincide con el punto de vista de la Reserva Federal de que la economía norteamericana está creciendo a un ritmo que presenta inquietudes inflacionistas.

El borrador del Outlook pronostica un crecimiento para EE UU del 3,8%, considerablemente superior al 2,6% previsto hace seis meses por este organismo internacional, y por encima del 3% de la Administración. El FMI apuesta por la estrategia de subida ligera de tipos de interés para anticiparse al peligro de inflación que supone cualquier recalentamiento de la economía estadounidense.

Para Japón, el Fondo calcula un crecimiento económico del 0,7%. El FMI recoge la preocupación por la timidez del plan económico recientemente anunciado por el Gobierno nipón para tratar de reducir su superávit comercial con el resto del mundo. En el World Economic Outlook se resaltan también las altas perspectivas de crecimiento en los países en desarrollo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 9 de abril de 1994

Más información

  • El organismo apoya la subida de tipos de la Reserva Federal