Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El viceministro griego

de Exteriores, Teodoros Pangalos, encargado de Asuntos Europeos, expresó ayer su pesimismo sobre el reconocimiento de la antigua república yugoslava de Macedonia y estimó que "ya es tarde" y que "el juego está perdido" para Atenas. En una entrevista de prensa, Pangalos afíadió: "Debemos mantener, sin embargo, nuestras posiciones, aunque perjudique a nuestras relaciones con los socios europeos".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 1 de noviembre de 1993