Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
GUERRA EN LOS BALCANES

Los mediadores internacionales admiten el fracaso del plan de paz Vance-Owen

Los mediadores internacionales en el conflicto de la antigua Yugoslavia, David Owen y Thorvald Stoltenberg, se rindieron ayer a la evidencia de que el plan de paz Vance-Owen, presentado desde el pasado mes de noviembre como la única solución viable, ha dejado de ser defendible, dada la situación militar actual, y han reconocido la propuesta serbo-croata de dividir Bosnia-Herzegovina en tres cantones, con un Gobierno federal.

La nueva propuesta, hecha pública por el presidente de Croacia, Franjo Tudjman, tras la reunión del pasado miércoles en Ginebra entre los líderes de las tres comunidades implicadas en la guerra, consiste en la división de Bosnia-Herzegovina en tres "unidades constitucionales" o étnicas, con un Gobierno central.Si bien el líder croata no ofreció más detalles sobre esta propuesta, tanto él como Slobodan Milosevic, presidente de Serbia, parecen tener muy clara la división del territorio, confinando a los musulmanes a la zona central de Bosnia en torno a Sarajevo, Srebrenica y Tuzla y otra pequeña región situada en tomo a Bihac.

El representante de la Comunidad Europea (CE), David Owen, declaró que "a medida que pasa el tiempo, la situación en Bosnia-Herzegovina se deteriora", por lo que es necesario hacer frente al estado actual, de los hechos y "tratar de alcanzar una paz justa para todos".

"Yo no deseaba la situación que tenemos enfrente, y creo que nuestro plan de paz habría sido una mejor solución", afirmó Owen. "Pero soy realista y hay que tener en cuenta lo que sucede sobre el terreno... que ha empeorado", añadió.

En las circunstancias actuales, los mediadores internacionales pretenden que se apliquen algunos de los puntos recogidos en el plan de paz, que no son incompatibles con la nueva propuesta, como son la desmilitarización de la región, el respeto de los derechos humanos y la celebración de elecciones democráticas "libres y justas" con supervisión internacional.

Owen, que se declaró fracasado por no haber podido mantener Bosnia-Herzegovina como un territorio multiétnico, señaló que las actuales autoridades no son representativas de la población que integra esta república. Por lo que espera que continúen viviendo como hasta ahora en una sociedad plural.

Alternativa de Izethegovic

Los dos negociadores internacionales tampoco aceptan que su papel mediador en este conflicto haya terminado y apuestan por la influencia que pueden ejercer todavía en las distintas Partes para alcanzar la solución más equitativa posible para todos.

El presidente bosnio, el musulmán Alia Izetbegovic, que abandonó la reunión de Ginebra del pasado miércoles en protesta por los intensos bombardeos serbios contra el asediado enclave musulmán de Goradze, en Bosnia oriental, declarada como una de las 10 áreas de seguridad recogidas en el plan de paz, no quiso manifestar su opinión sobre esta nueva propuesta, aunque no parece tener otra alternativa que aceptarla.

Según los mediadores internacionales, el líder bosnio quería conocer antes los detalles, "pues en esto se encuentra el demonio", y sondear la opinión de sus jefes militares y probablemente la de los miembros de la presidencia colegiada de esta república, integrada por dos serbios, dos musulmanes, dos croatas y un independiente. El próximo miércoles se espera que todos los líderes se reúnan de nuevo en Ginebra para oír la posición de Izetbegovic, respecto a esta propuesta.

Asimismo, los mediadores se reunieron ayer con el líder de Krajina, territorio ocupado por las fuerzas serbias en Croacia, Goran Hadzic, que el próximo domingo va a celebrar un referéndum para decidir sobre su permanencia política en Croacia o, por el contrario, adherirse a la autoproclamada república serbia de Bosnia.

Independientemente del resultado de dicho referéndum, al que nadie parece querer prestar demasiada atención, está previsto que el martes se celebre una reunión entre representantes croatas y de Krajina, cuando se tengan más detalles.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 18 de junio de 1993

Más información

  • La división de Bosnia se perfila como la salida al conflicto