Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El manifiesto del PSOE propone limitar las deudas, de los partidos

Los socialistas basarán su programa electoral en dos ideas fundamentales: la creación de empleo y lo que denominan "un nuevo impulso democrático" frente a las prácticas políticas irregulares. En este segundo punto destaca la propuesta de que las deudas de los partidos políticos tengan un limite. Con ello, el PSOE pretende atajar el principal origen de las irregularidades registradas en la financiación de las organizaciones políticas. Además, los socialistas proponen una política de rentas basada en la moderación de salarios y beneficios.

El comité federal del PSOE debatirá mañana el texto base del manifiesto, de 14 páginas de extensión, que será presentado más tarde por González. En el terreno de ese "impulso democrático", el PSOE "está dispuesto a considerar cuantas reformas sean precisas para revitalizar y superar la crisis de confianza que sufren algunos elementos básicos de], sistema democrático". El PSOE señala que persigue la moralización de la vida pública con medidas de transparencia para los partidos. Así, plantea la necesidad de elaborar una ley de partidos políticos que regule su funcionamiento interno y la "responsabilidad de los dirigentes".Bajo el principio general de que las cuentas de los partidos sean transparentes, el PSOE propone que el Estado siga siendo su principal fuente de financiación. Además, pretende prohibir que empresas o sociedades hagan donaciones a los partidos.

. Paralelamente, el jefe del Ejecutivo, en la primera entrevista televisada de la precampaña, emitida por Tele 5, pidió ayer "excusas por lo que se haya hecho mal", en alusión a la corrupción política. Al lamentar las críticas por la incorporación a las listas socialistas de los magistrados Baltasar -Garzón y Ventura Pérez Mariño, González aseguró que tiene el firme propósito de acabar con "cualquier broma de corrupción o en relación con la justicia".

El líder socialista añadió que el texto de la ley de huelga pactado con los sindicatos será enviado al Parlamento si el PSOE gana las elecciones. González descartó un eventual pacto con IU por sus diferencias con Anguita. El número uno del PSOE, que reconoció que su partido tiene deudas por unos 9.000 millones de pesetas, se comprometió, si los socialistas ganan las elecciones, a no abandonar la presidencia del Gobierno hasta 1997.

Página 15 a 17

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 29 de abril de 1993

Más información

  • Gonzalez: "No habrá bromas de corrupción"