Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
POSGUERRA EN ORIENTE PRÓXIMO

La oposición shií asegura que Sadam ataca con armas químicas Nayaf y Kerbala

La oposición shií iraquí acusó ayer a Sadam Husein de haber ordenado bombardear con gas venenoso las ciudades santas de Kerbala y Nayaf, mientras la Guardia Republicana bombardeaba con artillería pesada a los rebeldes y a los manifestantes que pretenden el derrocamiento de Sadam Husein en la ciudad portuaria de Basora. La información fue corroborada por la agencia iraní de noticias Irna. En el norte, los rebeldes kurdos aseguran haber inflingido severas derrotas a las tropas gubernamentales.

Los relatos de iraquíes que se han refugiado en Irán indicaban ayer que la represión de la Guardia Republicana se ha incrementado sin que por el momento se haya conseguido sofocar la revuelta. Los bombardeos alcanzado, según las mismas fuentes, la refinería y el complejo petroquímico de Basora.Un portavoz opositor aseguró que "las fuerzas populares" ocuparon las instalaciones de la emisora oficial Radio Bagdad en Basora. Esta estación de radio, dañada durante la guerra, había sido reparada con ayuda de ingenieros iraquíes que se han pasado a las "filas revolucionarias", añadió el portavoz opositor. Los rebeldes que luchan contra las tropas leales a Sadam Husein informaron de la captura de tres coroneles del séptimo cuerpo del ejército iraquí, en el sur del país.

La agencia Irna indicó, por su parte, que el coronel de la Décima División Mecanizada iraquí, Taher Alí Mahmud, se había unido a los rebeldes junto a dos batallones de blindados.

El Consejo Supremo de Seguridad Nacional iraní, la más importante instancia política de la república islámica, advirtió ayer a los dirigentes iraquíes "contra la represión y la matanza del pueblo".

En el norte de Irak, los rebeldes kurdos aseguraron haber atacado cinco divisiones del ejército de tierra. En una de las operaciones, todos los oficiales y soldados de la división 44, estacionada en la región de Ghaleh-Dizeh, se unieron a "los revolucionarios", dijo una fuente de la oposición iraquí en Teherán.

Los rebeldes kurdos afirman tener el control absoluto de Sulaimaniya, la principal ciudad de la región, y haber capturado varias localidades. "Unos 1.000 soldados iraquíes, incluyendo 40 oficiales, se rindieron o fueron capturados", dijo un portavoz del Frente Kurdo, quien añadió que tropas iraquíes atacaron Sulaimaniya con helicópteros artillados, y que 12 civiles murieron.

The New York Times publicó ayer que el Gobierno iraquí ha autorizado el uso de armas químicas contra los rebeldes. Según el diario, los servicios de espionaje de la coalición multinacional interceptaron comunicaciones del alto mando en Bagdad en las que se daba luz verde al empleo de armas químicas contra los rebeldes en las ciudades de Nayaf y Kerbala.

Advertencia de Bush

El presidente estadounidense, George Bush, advirtió a las autoridades iraquíes contra el uso de este tipo de armas, según confirmó en Arabia Saudí, el secretario de Estado, James Baker. Un portavoz del Consejo Supremo de la Revolución Islámica en Irak dijo en Beirut que las tropas de Sadam habían lanzado un ataque con gas venenoso contra Nayaf y Karbala. No ha habido confirmación independiente.Mientras los principales grupos de oposición iraquí firmaban, ayer en Damasco, un comunicado conjunto en el que anunciaban la formación de un Gobierno provisional y de coalición en el exilio, representantes de 17 facciones opositores de disponen a iniciar el martes en Beirut una conferencia de tres días. Estarán presentes grupos shiíes, suníes, kurdos, socialistas, comunistas, una escisión del partido Baaz y ex oficiales del ejército.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 10 de marzo de 1991

Más información

  • Advertencia de Teherán a Bagdad