Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Irak amenaza con guerra química si continúa el bombardeo masivo

El embajador de Irak ante las Naciones Unidas, Abdul al Anbari, explicó ayer ante el Consejo de Seguridad que si los países de la coalición continuaban utilizando armas de destrucción masiva contra la población iraquí, su Gobierno usaría "armas similares". "Consideramos la utilización de cualquier arma de destrucción masiva como la justificación para que Irak use todos los recursos a su alcance" dijo el diplomático.

Al Anbari agregó que si Irak no dispone de armas nucleares para contratacar, "tendremos que utilizar otros medios", explicó, refiriéndose a la posibilidad de que su país use armamento químico y bactereológico para hacer frente a los masivos "bombardeos a gran altura", en referencia a la misiones que realizan los B-52.El embajador británico, David Hannay, el delegado que había preguntado a Al Anbari si Irak respetaría los tratados que prohiben el uso de armas químicas, calificó la respuesta de su colega como una "machada". Hannay Hannay explicó a los periodistas que la intervención del delegado iraquí había sido "confusa".

El representante de Sadam Husein ante la ONU dijo, al terminó de la sesión del Consejo, que aquellos que han calificado de "propaganda" la oferta de paz iraquí "son los mismos que desean utilizar la crisis (del Golfo) para continuar la agresión contra su pueblo".

El diplomático, refiriéndose claramente a Estados Unidos, explicó que algunas naciones no están interesadas en la paz y buscan "la destrucción de Irak, más que la denominada liberación de Kuwait". "América", declaró, "está comandando el mundo". Reiteró que su país está dispuesto a "sentarse y negociar" y que su gobierno aceptaba la resolución 660 del Consejo de Seguridad, que solicita la retirada inmediata e incondicional de sus tropas y el inicio de negociaciones con EE UU, que es el país que está dirigiendo todo este tema".

Viejo dilomático

Al término de la sesión, el secretarlo general de las Naciones Unidas, Javier Pérez de Cuéllar, declaró que como "viejo diplomático" estaba a favor de todas las iniciativas de paz, refiriéndose a las convesaciones que se están llevado a cabo este fin de semana en Moscú entre la Unión Soviética e Irak.

La sesión del Consejo de Seguridad quedó aplazada hasta el próximo martes. En la reanudación está prevista la intervención de los delegados de los países que han solicitado expresar su opinión a cerca del conflicto, y que aún no han tenido la posibilidad de inten,enir.

Ayer lo hicieron México, Pakistán, Suecia, Sudán, Arabia Saudí, Kuwait e Irak.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 17 de febrero de 1991

Más información

  • Advertencia del embajador de Sadam al Consejo de Seguridad