Objetivos 'bendecidos' por la OTAN

El Objetivo de Fuerza Conjunto (OFC) de los ejércitos españoles, incluido en el PEC 1991-96, fue aprobado, por vez primera, por los ministros de Defensa de la OTAN, en su reunión del pasado 22 de mayo, según informó la Revísta Española de Defensa, órgano oficial del ministerio, en su número de junio. Aunque los objetivos de fuerza para España no son propuestos por los mandos de la Alianza, ya que está fuera de la estructura militar, nuestro país sí participa en el planeamiento aliado con un sistema analógico y responde al DPQ (Cuestionario de Planificación de Defensa).La principal novedad del PEC 91-96, según los expertos, es la de potenciar la actuación conjunta de los tres ejércitos, según los criterios marcados por la orden ministerial de febrero de 1989, por la que se crearon los mandos operativos principales -Terrestre, Naval, Aéreo y de Canariasy se les puso a las órdenes del jefe del Estado Mayor de la Defensa (Jemad). Dichos mandos serán los responsables de ejecutar los planes operativos derivados del PEC.

Más información
El nuevo Plan Estratégico Conjunto no tiene en cuenta la distensión ni los cambios en el Este

En consecuencia con lo anterior, el OFC incluido en el plan da prioridad a la consecución de un,sistema conjunto de telecomunicaciones para los tres ejércitos (SCT), la mejora de los medios de guerra electrónica y el'desarrollo de una red de alerta y control, integrada en la OTAN, que garanticen al Jemad la conducción estratégica de las operaciones militares en caso de conflicto.

Los recursos necesarios para sufragar la obtención del OFC están garantizados con la ley de dotaciones para las Fuerzas Armadas, aprobada por el Gobierno en diciembre, pasado, que prevé la inversión de cuatro billones y medio de pesetas actuales (tres billones de 1982) en el periodo 1990-98 para adquisición y sostenimiento de material bélico. El argumento esgrimido entonces para mantener el gasto en armas fue el mismo que se ha empleado ahora para no alterar la estrategia militar: la ímprevisible evolución de la situación internacional. No obstante, tanto la ley de dotaciones como el PEC serán revisados en la misma fecha, 1992.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Sobre la firma

Miguel González

Responsable de la información sobre diplomacia y política de defensa, Casa del Rey y Vox en EL PAÍS. Licenciado en Periodismo por la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB) en 1982. Trabajó también en El Noticiero Universal, La Vanguardia y El Periódico de Cataluña. Experto en aprender.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS