Madonna lució en París el vestuario del modista francés Jean Paul Gaultier

París, segunda cita de la actual gira europea de Madonna, recibió ayer a la cantante norteamericana con la satisfacción de saber que todo el vestuario utilizado en el espectáculo procede de los talleres del modista francés Jean Paul Gaultier. Con motivo del primero de los tres conciertos parísienses de Madonna, Gaultier afirmó que hubiera preferido que la cantante recuperara en esta gira el color moreno natural de su cabello.Durante los tres meses de trabajo que el modista y la cantante dedicaron al vestuario del primer espectáculo de los años noventa de Madonna, Gaultier insistió para que ésta abandonara el tinte rubio de su cabellera. El modista pensaba que la piel clara y los ojos azules de Madonna y los trajes que él mismo estaba diseñando lucirían mucho más con un pelo moreno. Madonna hizo oídos sordos al comentario de Gaultier de que "una imagen a lo Loulse Brooks es mucho más moderna que la de Marilyn Monroe".

Madonna se puso en contacto con Gaultier a los pocos días de los desfiles parisienses de pret-áporter del pasado octubre. A lo largo de los tres meses siguientes, ambos personajes se encontraron varias veces en Nueva York y París, y fruto de su relación fueron 150 trajes de alta costura realizados a medida para la cantante y sus bailarines y coristas. En el actual espectáculo de Madonna -que presentará en España los días 27, 28 y 30 de julio-, el vestuario y los efectos visuales tienen tanta o más importancia que la propia música.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 03 de julio de 1990.

Se adhiere a los criterios de