Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Arde Valencia

700 fallas se queman hoy como final de la fiesta

Las calles de Valencia amanecerán mañana sin apenas indicios de unas fiestas, la Fallas, que durante cuatro días han ocupado la ciudad. Mas de 700 monumentos, grandes y pequeños, arderán hoy, en la noche de la cremà, bajo el control de 200 bomberos y de 250 policías locales. Cerca de 600 personas limpiarán los restos de una noche que hoy pone punto final a unas fiestas que han costado unos 2.000 millones de pesetas, según Enrique Real, delegado de Ferias y Fiestas del Ayuntamiento de Valencia.

MÁS INFORMACIÓN

Todo está preparado para que las cerca de 700 fallas, entre grandes e infantiles, que ocupan la ciudad de Valencia, ardan hoy como es tradicional. La esperada cremà tendrá lugar esta noche como cada año, bajo la atenta mirada de los 80.000 falleros y falleras que componen las distintas comisiones festeras, y los miles de personas que durante estos días han llegado a la ciudad.Todas las fallas infantiles se queman a partir de las diez de la noche, excepto la que ha recibido el primer premio que arderá a las 22.30 horas y la de la plaza del Ayuntamiento que será a las 23 horas. Las grandes serán pasto de las llamas a la medianoche, el primer premio 30 minutos después, y a la una de la madrugada se procederá a un disparo de fuegos artificiales y a la cremá de la falla de la plaza del Ayuntamiento.

Alrededor de 1.500 personas componen el dispositivo de seguridad que el Ayuntamiento ha organizado para que todos los actos se desarrollen sin problemas. Más de 200 bomberos ayudarán a la instalación de la gasolina en los monumentos y vigilarán para que los ninots se quemen sin perjudicar a los miles de observadores que presenciarán los actos. El servicio de Prevención y Extinción de Incendios mantendrá una especial atención en el centro histórico de la ciudad, donde en su mayoría están ubicadas las fallas pertenecientes a la sección especial. 250 miembros del cuerpo de la policía local controlarán la seguridad en las calles de la ciudad evitando que los espectadores tiren las barreras de protección y se introduzcan en las zonas peligrosas.

Con estas premisas se prepara la noche más importante para miles de valencianos que esperan con ansiedad cada año este acontecimiento. En cifras totales, Valencl a se ha gastado este año más de 2.000 millones de pesetas en pólvora, monumentos, flores y en iluminación de calles, según Enrique Real, concejal de Ferias y Fiestas del Ayuntamiento de Valencia.

La falla de la plaza de Na Jordana, en el barrio de El Carme de Valencia, consiguió el primer premio de la sección especial, galardón que otorga la Junta Central Fallera. En esta sección han participado este año siete comisiones festeras.

Multitudes

Bajo el lema Ya semos europeos, la falla de Na Jordana, de 17 metros de altura, representa la unión de España con Europa a través de un puente en el que se encuentra España, personificada por un Don Juan, que rapta simbólicamente a Europa, una bella odalisca. Con un presupuesto de mas de 10 millones de pesetas, Agustín Villanueva ha conseguido con 46 ninots el primer premio para una falla que fue fundada en 1884 y que ha conseguido desde entonces ocho primeros premios y más de 25 segundos galardones. También a Na Jordana le ha correspondido este año por decisión popular, el premio al ninot indultat, es decir que se salva del fuego y pasa a formar parte del museo fallero.

La multitud de personas que visitan los monumentos premiados provocó ayer la actuación de la policía. Algunos altercados entre los visitantes y la intención de éstos de saltar las vallas de seguridad motivaron a los miembros de la comisión de Na Jordana, que la componen 50 personas, a llamar a las fuerzas del orden.

El segundo premio correspondió a la falla Luz y acción, de la plaza del Pilar, que tiene una altura de 20 metros y es obra de Vicente Agulleiro. Monestir de Poblet-Aparicio Albiñana, LAntiga de Camapanar, consiguió el tercer premio. Con la obra Lluites de sempre, (luchas de siempre), el artista Ramón Espinosa describe la luchar por el poder en el mundo de la política. Con el fuego termina hoy para los valencianos un cielo.

'Perestroika' en la fiesta

., Entre petardos, música y platos de paella, las distintas personalidades invitadas este año por el Ayuntamiento de Valencia están disfrutando de lo lindo. Los embajadores en España de Bulgaria, Cuba, Rumanía, Checoslovaquia y República Democrática Alemana han convertido la fiesta en una especie de cita festiva de la perestroika, que recorre en los últimos meses la Europa del Este.

Quizá como fruto de esta concentración de diplomáticos del Este, el ministro de Asuntos Exteriores, Francisco Fernández Ordoñez, encontró ayer un hueco en sus ocupaciones y asistió a la del mediodía de ayer desde el balcón del Ayuntamiento de Valencia, junto con el resto de personalidades.

"No hay que observar de una forma negativa, sino positiva que las fallas se quemen", señaló el ministro antes de partir hacia Namibia. Artistas como Antonio Gala, Adolfo Marsillach y Norma Duval tampoco han querido perderse la invitación a las Fallas, al igual que el presidente del Senado, Juan José Laborda, o el diputado del Grupo Popular Luis Ramallo, entre otros.

La alcaldesa de Valencia, la socialista Clementina Ródenas, recibió el viernes a todos los invitados vestida con un precioso traje antiguo de fallera, de color fucsia con detalles dorados.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 19 de marzo de 1990

Más información