Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno canario intenta comprar los principales astilleros de las islas

El cabildo insular de Tenerife y un grupo de industriales canarios han puesto en marcha una operación económica para adquirir los astilleros más importantes del archipiélago, gestionados por la compañía NUVASA, que controla el empresario mauritano Hameida Bucharaya. La Caja General de Ahorros de Canarias, actual propietaria del dique de reparación naval, ha concedido una moratoria de un mes, que expira la próxima semana, a Bucharaya para que presente garantías de solvencia que justifiquen la recompra de los astilleros embargados.

La Caja General de Ahorros, que se autoadjudicó transitoriamente la titularidad de NUVASA ante la imposibilidad de recuperar unos 250 millones de pesetas adeudados por el empresario mauritano, desea desembarazarse urgentemente del bien adquirido. A Bucharaya, armador propietario de una de las más importantes flotas pesqueras de Mauritania con base en el archipiélago, se le reclaman más de 1.600 millones de pesetas.

Si el empresario mauritano no pudiera hacer frente a la deuda, una sociedad con 160 millones de pesetas de capital asumiría la gestión de NUVASA. La corporación insular suscribirá el 50% de la inversión inicial, en colaboración con el Gobierno de Canarias. Posteriormente, se realizaría una oferta de adquisición de las instalaciones de tierra que posee NUVASA en el puerto.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 28 de enero de 1990