Entrevista:

Israel no olvida lo ocurrido en 1492

En 1992 se cumplirán 500 años, no sólo del descubrimiento de América, sino también de la expulsión de los judíos de España. Israel tiene una memoria larga, como corresponde a un pueblo que encontró el camino para volver a una tierra que reclama como ancestral 2.000 años después de haberla abandonado. ¿Qué piensa, entonces, el pueblo israelí de una conmemoración española que le puede parecer hoy sesgada?"El pueblo israelí tiene una memoria profunda y sostenida de lo que ocurrió en 1492, de las tradiciones españolas que se llevaron consigo los expulsados de España hace medio milenio. Eso lo demuestra el hecho de que se siga hablando tanto ladino en Israel. Si usted visita mi país podrá darse cuenta de que una gran proporción del pueblo hebreo habla todavía el judeo-español. Y esto es un fenómeno único en la historia de la humanidad. Por otra parte, el que España quiera conmemorar esa fecha, que recuerde como lo hace su pasado, ha de hacerles comprender a los espanoles que Israel también quiera recordar esas fechas, y otras de su historia. Y por todo ello cuando se establecieron relaciones diplomáticas entre nuestros países hace cuatro años, se hizo de una manera muy consciente, por parte israelí, recordando cómo se ponía fin al extrañamiento que comenzó hace casi 500 años".

Más información
Arens: "Hay que aceptar una Alemania unificada"

Israel va a participar en los actos de la exposición de Sevilla, está vinculada a la conmemoración del quinto centenario, pero cabe preguntarse si no se producirá también en el Estado hebreo una conmemoración muy diferente: la de los descendientes de los expulsados, la de los que perdieron una patria y ganaron un exilio de cinco siglos. El ministro Arens está convencido de que lo que ocurrirá será todo lo contrario: "No espero yo en absoluto ningún tipo de memoria o actitud antiespañola en esas fechas. Usted, si ha visitado Israel, habrá comprobado que no hay ningún antagonismo contra España y los españoles entre el pueblo israelí. Al contrario, creo que puede haber una relación muy especial entre España e Israel precisamente fundada en esa historia común a los dos países, que se remonta a la larga convivencia y también separación entre nuestros pueblos".

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites
Suscríbete aquí

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS