Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La policía colombiana asegura que carece de pistas sobre el secuestro de Berrocal

Bogotá / Quito

La policía colombiana carece de pistas sobre la presencia en el país del empresario español Pablo Martín Berrocal, secuestrado en Quito (Ecuador) el 9 de agosto por el grupo guerrillero Ejército de Liberación Nacional (ELN). Las negociaciones para la liberación del empresario están siendo realizadas por sus propios familiares en una ciudad de la frontera entre Colombia y Ecuador que fuentes oficiales consultadas no quisieron revelar. El ELN pide 1.200 millones de pesetas como rescate del empresario (ver EL PAÍS de ayer).Un portavoz de la Unidad de Investigaciones Especiales de la policía ecuatoriana aseguró ayer que este cuerpo no sabe nada de la posible negociación con el ELN. La esposa de Berrocal, Blanca Paradela, y su socio ecuatoriano, Oswaldo Román, se trasladaron a Bogotá a mediados de septiembre para negociar con el grupo guerrillero.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 2 de octubre de 1989