Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Reagan cobrará cinco millones de dólares por sus memorias

La editorial Simon & Schuster anunció ayer que pagará cinco millones de dólares (cerca de 550 millones de pesetas) por las memorias de Ronald Reagan, la misma cantidad que Pepsi-Cola dará a la cantante Madonna por anunciar este, año sus bebidas. "Estoy dispuesto a empezar inmediatamente a escribir", ha declarado el ex presidente norteamericano, que redactará, dice que personalmente, desde su nueva oficina en Los Angeles, un libro que será "impresionista y anecdótico", con reflexiones íntimas sobre sus ocho años como presidente.

Reagan tendrá como ayuda un diario minucioso que llevó durante su mandato. Nancy, su esposa, también ha firmado, con Random House, un contrato -la cifra es un secreto- para sus memorias, que tendrán como negro escritor a William Novak y que estarán en la calle en octubre. Pero antes, la ex primera dama tendrá que tragarse el sapo del libro que le va a dedicar la polémica Kitty Kielly, biógrafa no autorizada de Frank Sinatra y Jackie Kennedy, que publicará también Simon & Schuster. "El mundo editorial crea extraños compañeros de cama", comentó Kielly, que recibirá tres millones de dólares por su libro de revelaciones sobre Nancy."Hemos gastado dinero mucho más tontamente", explicó un portavoz de la editorial, al referirse al contrato firmado, el pasado sábado, con Reagan, que incluye también un segundo libro de sus discursos anotados por el ex presidente. "Sin duda, las memorias de Reagan serán uno de los documentos históricos mas valiosos de este siglo, y estamos orgullosos de haber sido elegidos como editores", dijo ayer el presidente de Simon & Schuster, Richard Snyder.

Ronald Reagan tenía un contrato con esta editorial, interrumpido durante la presidencia, desde su época de gobernador de California. Cuando dejó la Casa Blanca la semana pasada, Simon & Schuster ejerció su derecho de quedarse con Reagan, que no ofreció su libro a ninguna otra editorial. Sólo algún novelista de éxitos de venta, como James Clavell, al que William Morrow ha pagado 5 millones de dólares por Whirlwind, cobran tanto como Reagan. Hasta ahora, el tope de memorias políticas presidenciales lo obtuvo Richard Nixon: 2,2 millones de dólares. Jimmy Carter consiguió un millón escaso por las suyas, y Truman, 600.000 dólares.

Para engrasar su pluma, aunque utilizará también a un profesional, el ex presidente ha recibido ya un adelanto de un millón de dólares.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 27 de enero de 1989

Más información

  • Biografía no autorizada de la ex primera dama