Empeora la situación de Hirohito

El estado del emperador de Japón, Hirohito, empeoró a primera hora de la noche de ayer, con un aumento de la temperatura (37,9º) y la confirmación de que se le practicaron dos nuevas transfusiones sanguíneas, lo que eleva a 3,6 litros el total de sangre de transfusiones realizadas desde el pasado día 19.Según fuentes médicas externas al círculo del palacio imperial, esta elevada cantidad de sangre, equivalente casi al total de la que tiene el cuerpo humano, podría producir un envenenamiento de la misma, debido a la dificultad para una asimilación tan rápida en el cuerpo. Las transfusiones son necesarias para combatir las hemorragias que continúan afectando al enfermo, de 87 años de edad.

El portavoz de la Casa Imperial continúa calificando el estado del emperador de "estacionario", mientras confirma la cancelación de la próxima visita a Egipto del príncipe Mikasa, hermano de Hirohito y su esposa.

Lisa Martineau, presidenta del Club de Corresponsales Extranjeros de Japón (FCCJ), envió ayer una nota de protesta al Partido Liberal Democrático (PLD) por las recientes declaraciones de Hichio Watanabe, director del Instituto de Estudios Políticos del PLD, que consideró necesario aplicar "ciertas restricciones a la libertad de prensa" o tomar medidas de expulsión "contra algunos periodistas extranjeros".

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS