Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Perrrier no podrá utilizar en España la denominación "agua de Vichy"

Perrier, SAE, empresa dedicada a la comercialización de agua mineral deberá cesar en la distribución en España de agua envasada con la denominación Vichy, según sentencia dictada el pasado día 8 por el Juzgado de Primera Instancia número 9 de los de Barcelona. La sentencia ha sido dictada como medida cautelar tras la presentación de una demanda por parte de la empresa Vichy Catalán, por violación de derechos de propiedad mercantil y reclamación de daños y perjuicios.

El magistrado Julio Aparicio Carreño ha sentenciado que Perrier deberá cesar en la comercialización en España "de aguas minerales o minero-medicinales con marca que lleve la expresión vichy". La orden de cese afecta también a la publicidad que incluya esta denominación. La sentencia obliga, además, a retirar del mercado los envases ya comercializados con dicha marca o nombre comercial "aunque lleven añadidas otras expresiones además de la de vichy", y a retener y depositar los envases etiquetados con dicho nombre o marca que se hallen en poder de la empresa demandada.La sentencia considera que las pruebas documentales aportadas por la compañía Vichy Catalán SA demuestran, inicialmente con tal evidencia la titularidad de las patentes cuya protección se solicita, que es procedente llevar a cabo las medidas urgentes necesarias para proteger cautelarmente las patentes de que es titular Vichy Catalán.

El juez ha dictaminado también que se notifique a la dirección general de Aduanas del Ministerio de Economía y Hacienda la orden de embargo de las botellas y envases de aguas minerales con etiqueta o marca que lleven la denominación "vichy".

Dos meses de plazo

Tras esta decisión judicial, Vichy Catalán dispone de un plazo de dos meses para presentar la demanda que daría paso a una sentencia definitiva, previa fianza de un millón de pesetas. Si en el plazo de dos meses no presenta la demanda principal, quedarán sin efecto las medidas cautelares ahora dictadas por el juez.Vichy Catalán, empresa fundada el siglo pasado en Caldes de Malavella para explotar las aguas minerales de esta población, y actualmente propiedad de un grupo de familias descendientes del fundador, el médico Modest Furest Roca, es la empresa líder en el sector de aguas minerales en España. Perrier es el mayor holding mundial del ramo y propietario del manantial Celestins, uno de los siete existentes en la ciudad francesa de Vichy, del que se extrae el Vichy Celestins.

El pasado mes de enero, Perrier SAE inició la comercialización en España del Vichy Celestins, la genuina agua de vichy francesa, tras frustrados esfuerzos para adquirir la propiedad de Vichy Catalán SA.

Los propietarios de Vichy Catalán han rechazado todas las ofertas de Perrier para adquirir la empresa y han considerado hostil la pretensión, iniciada tras la compra a un pequeña parte de las acciones que representan el 6% del capital y están valoradas en unos por 280 millones de pesetas.

Esta no es la primera ocasión en que las relaciones comerciales entre Perrier y Vichy Catalán pasan por los juzgados. Pocos años después de la fundación de la empresa catalana, la firma francesa inició un pleito por la denominación de la marca que duró 30 años y en el que al final consiguió que Vichy Catalán no pudiera exportar fuera de España.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 12 de septiembre de 1988