Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

España bloquea la firma de la liberalización aérea en la CE

El Gobierno español estaba dispuesto anoche a bloquear el acuerdo de liberalización del transporte aéreo en la Comunidad Europea (CE), al no haber llegado a un acuerdo con el Reino Unido para que el aeropuerto de Gibraltar de excluido de las nuevas normas comunitarias. Los ministros de Transportes de los doce iniciaron en la madrugada de hoy una reunión restringida dedicada exclusivamente al tema de Gibraltar. Un pronunciamiento en contra de Madrid impediría la firma del acuerdo de liberalización logrado anoche, ya que es necesaria la unanimidad de los 12 países de la Comunidad.

El presidente belga del Consejo, Hermann de Croo, que anunció anoche el acuerdo, afirmó: "Sería una gran responsabilidad que España, que está de acuerdo con el plaza, mantuviera su postura de bloqueo, y que la buena nueva que acabo de anunciar fuera anulada".Jesús Ezquerra, director general de Europa del Ministerio de Asuntos Exteriores, fue el encargado, ayer, de mantener contactos en la capital luxemburguesa con la delegación del Reino Unido para que el aeropuerto de Gibraltar no fuese incluido entre los de tercera categoría, que serán los que se beneficiarán de la desregulación del tráfico comercial. El diplomático español dio por terminada anoche su misión sin que, aparentemente, se llegase a ninguna solución.

Una de las fórmulas de compromiso preconizadas por Madrid consistiría, según Caballero, en excluir explícitamente a Gibraltar de la directiva, a la espera de los resultados de la negociación bilateral que el Reino Unido y España llevan a cabo desde que en noviembre de 1984 suscribieron la declaración de Bruselas.

Abel Caballero anticipó ayer que el tema de Gibraltar revestía para España "la suficiente importancia como para que, si no obtenía satisfacción, no vote este paquete aéreo".

La posición española en el contencioso se basa en el rechazo a que la normativa europea incluya al aeropuerto de Gibraltar considerándolo territorio británico. El Gobierno de Madrid sostiene que la pista de aterrizaje del Peñón está construida en un terreno cuya cesión no incluía el Tratado de Utrecht.

Ezquerra, que se entrevistó dos veces durante la jornada de ayer con la delegación británica, afirmó que la respuesta del Reino Unido "no había sido satisfactoria". Por su parte, el ministro británico de Transportes, Paul Channon, aseguró que la postura de su país sobre la cuestión "no había cambiado", y expresó el deseo de que el conflicto no se dilucide en el Consejo de Ministros comunitario. Un portavoz británico comentó que dos años antes de que ingresase España en la Comunidad, el Reino Unido facilitó una lista a la Comisión Europea en la que Gibraltar "figuraba como aeropuerto de tercera".

Los ministros de Transportes se separaron esta madrugada, después de 15 horas de negociación, con la intención de volver a reunirse por la mañana para ultimar el acuerdo.

Página 13

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 25 de junio de 1987

Más información

  • Reunión de madrugada de los 'doce' para buscar una solución al aeropuerto de Gibraltar