Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
EL RESULTADO DE LAS ELECCIONES

La Junta de Andalucía intenta frenar el desgaste político del alcalde de Sevilla

La Junta de Andalucía ha renunciado al edificio Presidente, que había adquirido para sede de cuatro consejerías del Gobierno regional, para evitar que el Ayuntamiento de Sevilla tuviese que pronunciarse sobre la concesión de licencia de obras, que sería probablemente denegada por contradecir el proyecto el planeamiento urbano vigente. La Junta ha tomado esta decisión para sustraer a la oposición electa un argumento que podría unirla contra el alcalde y candidato a la reelección, el socialista Manuel del Valle.

El presidente de la Junta de Andalucía y secretario regional del PSOE, José Rodríguez de la Borbolla, asumió personalmente el miércoles la responsabilidad de esta decisión, que supone la renuncia al edificio, denominado Presidente. Después de superar una comisión investigadora del Parlamento regional, creada ante las denuncias de irregularidades hechas por la oposición, y con un dictamen del Consejo de Estado, al Gobierno regional sólo le quedaba el escollo de la concesión de licencia municipal de obras.El plazo de concesión de licencia expiraba el próximo sábado, día 20, diez días antes del pleno de constitución de la nueva Corporación, y si el Ayuntamiento la concedía daría un argumento de unidad a la oposición, toda vez que el planeamiento urbano vigente no permite el uso masivo de oficinas en la manzana donde se ubica el edificio Presidente, mientras que denegarla supondría un desaire para la Junta de Andalucía. Ante esa tesitura Rodríguez de la Borbolla decidió renunciar al edificio, ponerlo en venta y construir otro de nueva planta en terrenos públicos.

Las elecciones locales supusieron la pérdida de la mayoría absoluta (16 concejales) del PSOE, que pasé de 19 a 13; AP logró 8, el Partido Andalucista (PA), que presentó a Alejandro Rojas Marcos, 7, e Izquierda Unida (IU), con el independiente Adolfo Cuéllar a la cabeza, 3. En esta situación un pacto entre AP, PA e IU quitaría la alcaldía al socialista Manuel del Valle. En los últimos días Alejandro Rojas Marcos ha mantenido, al menos, dos contactos con Cuéllar.

Fuentes socialistas negaron ayer que el desenlace obedezca a un recrudecimiento de tensiones en el socialismo andaluz entre Rodríguez de la Borbolla y el aparato central, representado por Alfonso Guerra. Una fuente cercana a Rodríguez de la Borbolla aseguraba ayer que en la renuncia al edificio Presidente "ha primado el interés superior del partido".

Sin embargo, un dirigente andalucista se preguntaba ayer: " ¿Quien ha obligado a Rodríguez de la Borbolla a este gesto?". Este partido opinaba que "la pluralidad existente ahora ha hecho que un asunto que era incuestionable hace tres meses ahora no lo sea". IU cree que la renuncia es una salida "esperpéntica" que demuestra las irregularidades. AP lo considera como resultado de las elecciones "que han acabado con la prepotencia".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 19 de junio de 1987