El Sindicato y la Coordinadora de Estudiantes rivalizan en la oposición a la Administración

El Sindicato de Estudiantes y la Coordinadora de Estudiantes de Enseñanzas Medias y Universidad ratificaron ayer su valoración negativa del proceso de negociaciones con la Administración, interrumpido temporalmente tras la larga reunión del miércoles con el ministro de Educación, José María Maravall. Ambas organizaciones, que están a la espera de que el ministerio les entregue un documento resumen de sus propuestas de solución a las reivindicaciones planteadas, parecen haber entrado en una abierta rivalidad por ver cuál de las dos es más enérgica frente a la Administración. Tanto el sindicato como la coordinadora confirmaron sus respectivas convocatorias de movilizaciones para los días próximos.

Más información
Interior amplia el dispositivo policial ante la marcha sobre la Moncloa convocada para hoy

La coordinadora ha convocado para hoy una marcha desde los centros de enseñanza hasta el Arco de Triunfo de la Moncloa, para desde allí dirigirse a la sede de la Presidencia del Gobierno, mientras el sindicato ha convocado una huelga general desde el día 9 hasta el 13 y una gran "marcha sobre Madrid" para el 11, a la que pretende que se unan "todos los sectores sociales".El sindicato anunció esta convocatoria el pasado martes, veinticuatro horas después de que su portavoz, Juan Ignacio Ramos, al finalizar la reunión con Maravall, mostrara un talante bastante optimista y diera a entender que se "habían abierto vías de diálogo".

Ramos hizo estas declaraciones, al tiempo que descalificaba "la actitud y planteamientos de los grupos políticos que controlan la coordinadora", a la que acusó de haber aceptado demasiado fácilmente el aplazamiento de las conversaciones con el Ministerio hasta el miércoles, mientras el sindicato pretendía agotar el tratamiento de todos los temas ese mismo día.

Por otra parte, la iniciativa de convocar una marcha o "gran manifestación ciudadana" no limitada a los estudiantes, también va a ser planteada por la coordinadora en la asamblea que los delegados celebrarán el próximo fin de semana. Aún no hay fecha prevista para esta movilización, y no descarta unirse a la promovida por el sindicato, ni tampoco convocar otra distinta.

Portavoces de la Coordinadora rechazaron ayer la acusación de estar "más interesados en las movilizaciones que en una verdadera negociación", formulada el pasado miércoles por el secretario general de Educación y Ciencia, Alfredo Pérez Rubalcaba. Al respecto afirmaron que la experiencia les ha convencido de que el único lenguaje que entiende la Administración es el de las movilizaciones. Dijeron también que los incidentes que se producen en las manifestaciones son imputables exclusivamente a la policía, "cuya sóla presencia en los lugares de las manifestaciones", dijeron, "es una provocación".No obstante, según reiteraron los portavoces de la Coordinadora, el único éxito que hasta ahora han aportado dichas movilizaciones es el de haber conseguido que Maravall accediese a negociar personalmente con ellos. Por otra parte, los citados portavoces entregaron a los informadores un documento, aprobado el miércoles en una asamblea de delegados, en el que se recogen cinco "puntos previos innegociables".Entre estos puntos, destaca el relativo al acceso a la Universidad, que se concreta en la petición de la derogacion del decreto-ley de acceso, garantía de admisión en los centros universitarios elegidos en primera opción, e incluso "medidas académicas y de recuperación" que permitan la admisión con efectos retroactivos de los alumnos que no obtuvieron plaza en los centros elegidos en primer lugar.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Los diversos portavoces de la Coordinadora no consiguieron explicar a los informadores respecto a qué se consideran previos dichos puntos, porque en ningún momento rechazaron la posibilidad de seguir negociando si nuevamente les llama la Administración. Ésta ha reiterado, a lo largo de las 20 horas de conversaciones ya transcurridas, que no va a suprimir la selectividad, sino intentar mejorar el régimen de acceso a la universidad en el contexto de la reforma global del sistema educativo. Por ello, el carácter "previo" de los puntos que la Coordinadora considera "innegociables" parece indicar que no desea seguir negociando.

[El Ministerio de Educación anunció ayer en una nota de Prensa que en los próximos días mantendrá reuniones con cada una de las organizaciones estudiantiles. Mientras, 60 estudiantes del instituto madrileño Herrera Oria se encerrarán en dicho centro desde las 21 horas de hoy y hasta el próximo lunes en apoyo de sus reivindicaciones].

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS