Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fuerte aumento de la limitación de plazas universitarias

Un total de 27 universidades públicas -de las 29 existentes- han solicitado y obtenido del Consejo de Universidades límites para el ingreso de alumnos en los primeros cursos de algunas de sus facultades, escuelas superiores y escuelas de grado medio. Esta cifra supone un espectacular incremento respecto al número de universidades que solicitaron la limitación en el curso pasado. Fuentes oficiales afirmaron que este año se han triplicado las solicitudes de limitación de plazas, y se negaron a aceptar la existencia de un númerus clausus.

Las dos únicas universidades públicas que no han solicitado limitación de plazas son la de Baleares y la Politécnica de Canarias. La universidad de Baleares cuenta, entre otras, con facultades de Biología y Derecho, y con escuelas universitarias de Ciencias Empresariales y de profesorado de Enseñanza General Básica.La limitación oficial de plazas en determinadas facultades, escuelas superiores, escuelas técnicas y escuelas universitarias comenzó a extenderse a comienzos de los años ochenta ante las inesperada popularidad de determinados estudios, como Medicina o, más recientemente, Veterinaria, Informática o Bellas Artes. El 14 de mayo pasado, el Gobierno publicó un real decreto en el Boletín Oficial del Estado (BPE) por el que regulaba el ingreso en los centros universitarios. El texto incluía la posibilidad de que los rectores solicitaran al Consejo de Universidades el establecimiento de límites máximos en centros propios y colegios universitarios adscritos.

El Consejo de Universidades está formado por los rectores de las universidades, lo preside el ministro de Educación, José María Maravall. El secretario general del consejo es Emilio Lamo de Espinosa, cuyo nombramiento corresponde al ministro de Educación. Este organismo aprobó el pasado mes de julio los límites máximos de nuevas plazas que pueden ofrecer los centros universitarios durante el curso académico 1986-1987.

Así, por ejemplo, los estudiantes madrileños que quieran cursar la carrera de Derecho disponen de más de 5.898 plazas. Según lo aprobado por el Consejo de Universidades, 3.000 corresponden a la Complutense, 415 a Alcalá de Henares, 1.060 a la Autónoma y 250 al colegio universitario de Toledo adscrito a la Complutense. El resto, hasta un total de 1.173 plazas, corresponde a los colegios universitarios San Pablo (CEU), María Cristina, Cardenal Cisneros y Domingo de Soto, todos ellos privados y con matrículas mucho más elevadas que en la universidad pública.

Para acceder a las plazas universitarias, cada vez más limitadas, los estudiantes españoles deben superar al término del Curso de Orientación Universitaria (COU) las pruebas de acceso a la universidad, que son similares, aunque no iguales, para todos los distritos universitarios.

En los centros con problemas de capacidad, la selección de alumnos se efectúa considerando la calificación más alta, que si obtiene de la suma de la nota media del BUP y el COU y del resultado del examen de selectividad. Cuanto mayor es el número de alumnos que desean ingresar en una determinada facultad o escuela, más alta será la nota media exigida para poder efectuar la matrícula en ese centro.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 29 de agosto de 1986

Más información

  • EDUCACIÓN