Los Picos de Europa y el Naranjo de Bulnes, más cerca

El gobierno asturiano ha optado por un trazado que rechazan los vecinos de Bulnes y Cabrales

El Consejo de Gobierno asturiano ha decidido construir el acceso rodado a Bulnes a través de la collada de Pandébano, desde Sotres, en los Picos de Europa. Vecinos de Bulnes, un colectivo de montañeros, ecologistas y el Ayuntamiento de Cabrales se oponen radicalmente a esta solución. Habrían preferido una carretera a través de la canal del Tajo, desde Poncebos. Esta carretera facilitará el acceso al macizo central de los Picos de Europa y al Naranjo de Bulnes. La construcción del acceso es uno de los asuntos más conflictivos y difíciles para el Gobierno autónomo.

El viernes de la semana pasada dos consejeros, Pedro Piñera, de Obras Públicas, y Arturo Gutiérrez de Terán, de Ordenación del Territorio, intentaron explicar la solución apuntada firmemente ahora a los vecinos de Bulnes. Se encontraron con una oposición frontal. "Preferimos que no hagáis nada, que sigamos incomunicados como hasta ahora, antes que esa carretera por Pandébano", dijeron varios de los aproximadamente 40 vecinos que asistieron a la reunión abierta con los consejeros. En la actualidad se sube a pie a Bulnes a través de una senda y se tarda entre hora y media y dos horas.La carretera entre Sotres y Bulnes por Pandébano tendrá un uso restringido. Podrán circular por ella los vecinos, los propietarios de pastos y "un número limitado de personas". La obra supondrá unos 250 millones de pesetas de inversión, si bien los proyectos no están ultimados. El Gobierno asturiano pretende construirla "con carácter inmediato".

Entre las variantes para construir un acceso a Bulnes se ha barajado la de una carretera por la canal del Tejo -por donde discurre la actual senda- de poco más de tres kilómetros que, partiendo de Poncebos, tendría que salvar casi 500 metros de desnivel.

Desechado un túnel

Esta solución fue desechada por sus extraordinarias dificultades técnicas y el riesgo de degradación de las características naturales de la canal". Vecinos, montañeros y Ayuntamiento eran claramente partidarios de esta carretera, que supondría una inversión de unos 350 millones de pesetas.También se estudió la posibilidad de construir un túnel a través de peña Maín, hipótesis descartada a causa del elevado coste que suponía.

La solución adoptada supone que la carretera partirá a una altitud de 600 metros en Bulnes ara subir durante casi cinco kilómetros hasta la cota máxima de 1.224 metros en Pandébano y dirigirse hacia Sotres, distante otros casi cinco kilómetros y que está situado a más de 1. 100 metros.

Desde Sotres ya hay abierta una carretera que se dirige también a Poncebos, que dista de allí unos 20 kilómetros.

Los vecinos de Bulnes rechazan la solución adoptada. "No entendemos", dicen, "por qué tenemos que rodear 30 kilómetros para llegar a Poncebos, que dista de aquí poco más de tres kilómetros por la canal del Tejo".

El mayor inconveniente de la carretera por Pandébano es su altitud, por lo que seguramente permanecerá cerrada largos períodos de los meses invernales debido al microclima de los Picos de Europa, que es especialmente duro. Para evitarlo, el Gobierno propone "un fuerte incremento de la dotación de medios para asegurar la comunicación todo el año".

La decisión gubernamental, que se había pospuesto durante dos años, mientras se realizaban estudios y proyectos, ha llegado en un momento en el que, después de la propuesta de los consejeros a los vecinos, los colectivos afectados solicitaban un aplazamiento a la decisión.

El Ejecutivo asturiano no descarta, sin embargo, la posibilidad de construir en el futuro un teleférico entre Poncebos y Bulnes que pueda tener sendos ramales hacia Pandébano y Amuesa, con lo cual sería muy fácil introducirse en el corazón del macizo central de los Picos de Europa.

El colectivo de montañeros entregó 21.000 firmas al Gobierno del Principado contra el proyecto del teleférico y el desarrollo turístico de la zona. Lo hizo el pasado jueves, día que se adoptó el acuerdo de construir la carretera por Pandébano.

El teleférico queda pendiente hasta que concluyan el Plan de Promoción Turística y el Plan Especial de Regulación de Usos del Suelo de los Picos de Europa.

El fondo del debate

En el fondo de este debate en torno a la comunicación de Bulnes, localidad en la que residen actualmente 13 familias dedicadas preferentemente a la ganadería, se encuentran los atractivos turísticos de los Picos de Europa y su tratamiento.Bulnes se encuentra en el acceso directo por Asturias hacia el Naranjo de Bulnes o pico Urriellu, verdadera estrella de los Picos de Europa. Ahora ya existe un teleférico en Fuente De, en Cantabria, que permite el acceso al macizo central por la zona sur.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS