Trabajadores de Helisold retienen a 12 directivos de la empresa

Trabajadores de la empresa Helisold Ibérica, ubicada en la localidad alavesa de Alegría, mantienen retenidos desde las once de la mañana de ayer a 12 miembros de la dirección y jefes de departamento para reivindicar un plan de viabilidad que salve los 250 puestos y la integración de la firma en el sector de siderurgia integral.

El futuro de la empresa está comprometido por la posible importación de tuberías de gas, en vez de contratar la producción con Helisold Ibérica, líder español en la construcción de tuberías de medio y gran diámetro.El comilté de empresa de Helisold Ibérica mantuvo retenidos durante 32 horas a seis miembros de la dirección durante los pasados días 8 y 9 de julio. A lo largo del desarrollo del conflicto, empleados de la firma han llegado a cortar la carretera nacional I a su paso por las inmediaciones de Alegría y provocado retenciones en la circulación ferroviaria.

La citada acción de fuerza concluyó tras el compromiso de la gobernadora civil de la provincia de gestionar una entrevista con la Dirección General de la Energía. Un portavoz del comité, dominado por la central UGT, informó ayer que la reunión no se había producido y que aún no se tenían noticias de que fuera a celebrarse.

Tanto empresa como trabajadores coinciden en situar el origen de los problemas de la empresa alavesa en la decisión de Enagas (Empresa Nacional del Gas) de importar las tuberías para la realización de dos gasoductos en España, el Burgos- Santander y el Huelva-Sevilla. Si Helisold recibiera la contrata de estas tuberías tendría trabajo para un año, y en caso contrario el expediente de regulación de empleo sería inmediato. Las ofertas hechas a Enagas por empresas extranjeras del sector son más baratas, aunque "de peor calidad", según fuentes de la firma de Alegría.

Babcock Wilcox, empresa pública, controla un 42% del capital de Helisold Ibérica.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS