Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Obras en el viejo estadio de Montjuïc

Los trabajos de derribo del viejo estadio de Montjuïc, para facilitar la construcción de uno más moderno que acoja los Juegos Olímpicos de 1992, si Barcelona es elegida sede, han superado un momento simbólico. La tribuna del estadio sucumbió a la fuerza de las máquinas y a los plazos fijados por la Oficina Olímpica para que la reconstrucción sea posible en los términos previstos en el anteproyecto de la candidatura.Del derribo solamente se salvará la fachada principal, previamente reforzada con un andamiaje metálico. El nuevo estadio se pretende que sea el centro del anillo olímpico, en el que también se encontraría el Palacio de Deportes y el centro de prensa, más tarde convertible en lo que Pasqual Maragall, alcalde de Barcelona, ha denominado la futura Universidad del Deporte.

El nuevo estadio acogería la próxima Copa del Mundo de atletismo, en 1989, competición a la que Barcelona también aspira organizar.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 4 de diciembre de 1985