Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Barón estudia en Marruecos el proyecto de un enlace fijo a través del Estrecho

El rey Hassan II de Marruecos recibirá mañana por la tarde en Marrakech, donde actualmente reside, al ministro español de Transportes y Comunicaciones, Enrique Barón, que llegó ayer a Rabat para una visita oficial de tres días.

Según ha declarado el propio Barón a la agencia de noticias marroquí MAP, el principal objetivo de su visita es asistir a la reunión del comité mixto sobre el enlace fijo a través del estrecho de Gibraltar, "para testimoniar la voluntad del Gobierno español de proseguir esos trabajos en colaboración con Marruecos".

El ministro asiste mañana a la apertura de la reunión del citado comité sobre el enlace del Estrecho; por la tarde se entrevista con los ministros marroquíes de Pesca y Equipamiento, Bensalem Smili y Mohamed Kabbaj, respectivamente. Más tarde se reúne con el ministro de Comercio, Azzedine Guessus, y antes de finalizar la jornada, con el ministro de Comunicaciones marroquí. Se estima que el viernes Barón, presumiblemente, se desplazará a Marrakech, donde lo recibirá esa tarde o el sábado el rey Hassan II, en presencia del primer ministro marroquí, Karim Lamrani.

Los estudios sobre la viabilidad del proyecto de enlace fijo a través del estrecho de Gibraltar fueron concluidos a fines de 1984. La comisión que llevó a cabo esos estudios preliminares emitió un dictamen positivo en cuanto a la viabilidad técnica del proyecto y dijo que desde ese punto de vistao técnico existían tres opciones posibles:

1. Un puente sobre apoyos fijos; 2. Un túnel subterráneo; 3. Un puente sobre apoyos flotantes.

De acuerdo con las declaraciones de Barón a la agencia marroquí, solamente los estudios para optar por una forma u otra de enlace llevarían 10 años, mientras que la realización del proyecto en sí puede durar 30 años.

El coste total del proyecto a precios actuales, según recordó Barón, se estima en 500.000 millones de pesetas, unos 3.000 millones de dólares.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 17 de enero de 1985