Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las conversaciones entre los 'diez' en vez de avanzar retroceden, según el presidente de la CEE, Peter Barry

Los ministros de Asuntos Exteriores de la CEE se encontraban todavía ayer, tras dos días de intensas negociaciones, en un punto muerto en cuanto a la obtención de una postura, común de negociación con España y Portugal. El presidente en ejercicio de los ministros de Exteriores comunitarios, el irlandés Peter Barry, subrayó ayer por la tarde que las conversaciones entre los diez "en lugar de avanzar retroceden", según subrayaron fuentes diplomáticas, informa France Presse. A consecuencia de esta falta de acuerdo, ha sido aplazada hasta hoy la prevista sesión negociadora con la delegación española.

A la hora de cerrar esta edición, no se había producido ningún avance sustancial en los tres apartados fundamentales de negociación entre los países comunitarios -pesca, vino y frutas y hortalizas-, sobre los que intentan ponerse de acuerdo para ofrecer una plataforma conjunta a los dos países candidatos, y poder cumplir con la fecha prevista del 1 de enero de 1986 para que se formalice su ingresoSin embargo, representantes de España y de la CEE mantuvieron negociaciones informales sobre algunos de los temas pendientes." El vicepresidente de la Comisión Europea Etienne Davignon actuó como puente entre las delegaciones de los países candidatos y los ministros de Exteriores de la CEE en una serie de negociaciones oficiosas sobre unión aduanera y siderurgia. Davignon se entrevistó ayer por la tarde con la delegación española, a la que informó sobre la posición comunitaria sobre altos aranceles para la industria, contingentes para el sector automovilístico y desarme industrial.

Según fuentes díplornáticas, a pesar de ciertas aproximaciones en las posturas comunitarias detectadas en las últimas horas, varias delegaciones condicionan el acuerdo interno sobre la postura que deben presentar a España a que se cumplan sus exigencias sobre otros apartados. Así, sobre el capítulo de la pesca, ocho delegaciones parecen estar a punto de llegar a un compromiso sobre el período durante el cual los pescadores españoles deberán limitar sus capturas en las aguas comunitarias. Este período podría quedar reducido a ocho años en el caso de que España respete las reglas del juego de la CEE. Sin embargo, podría elevarse a 15 años si la Comunidad ampliada a doce miembros no logra unificar posiciones sobre un nuevo reparto de las capturas.

Tanto Italia como Grecia bloquean, según fuentes diplomáticas, un acuerdo sobre esta cuestión. El gobierno italiano en especial, que no tiene intereses directos en el tema pesquero, ha intentado imponer sus puntos de vista sobre la introducción de una reforma en el mercado del vino, destinado a limitar los excedentes antes de la entrada de España.

Objeciones de Alianza Popular

Asimismo, la administración estadounidense decidió ayer suspender sus importaciones de tubos de acero procedentes de la CEE hasta el fin de este año, con lo que quedan rotas las conversaciones entabladas con la Comunidad Europea para llegar a un compromiso sobre este tema.

Por otra parte, el comité ejecutivo de Alianza Popular difundió ayer un comunicado en el que se manifiesta en contra de la situación actual de las negociaciones para el ingreso de Espada en la CEE. Tras reiterar su posición a favor de la entrada en el Mercado Común, AP insiste en que esa integración ha de realizarse respetando los mínimos que, para cada capítulo pendiente, fueron aprobados por el Congreso y el Senado, a propuesta del Grupo Popular, y con el apoyo de todas las fuerzas políticas. En opinión de este partido, el Gobierno está subordinando el contenido de los acuerdos con la Comunidad Económica Europea al logro de una fecha para el ingreso, lo que en opinión de AP "constituye un error que está perjudicando los intereses españoles".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 28 de noviembre de 1984

Más información

  • La falta de acuerdo aplaza para hoy la sesión negociadora con España