Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
TRIBUNALES

El juez investiga la falta de cobro en Valencia de 270 millones en facturas de la Seguridad Social

El titular del Juzgado de Instrucción número 2 de Valencia, José Flors Matíes, ha abierto sumario judicial en torno a la falta de cobro por la ciudad sanitaria La Fe de facturas por servicios prestados a pacientes sin cobertura de la Seguridad Social. El sumario está en relación con una denuncia presentada ante el ministerio fiscal por el Colegio de ATS de Valencia, en la que se afirma que el abogado Julio de Miguel Aynat, encargado entre 1975 y 1983 de cobrar facturas por un importe de 270 millones de pesetas, no las ha hecho efectivas en la ciudad sanitaria.El juez ha citado a declarar al director provincial del Insalud, Rafael García de la Riva; a Julio de Miguel; a Francisco Carboneres, abogado perteneciente al despacho de De Miguel, y al ATS Ignacio Mercader, que fue quien presentó la denuncia en nombre del Colegio de ATS. Mercader pertenece a la junta de gobierno de La Fe y denunció la existencia de facturas pendientes de cobro en septiembre pasado.

EL PAÍS intentó sin éxito recabar la opinión del director provincial del Insalud, Rafael García de la Riva, quien, al parecer, se encontraba ayer en Madrid. El abogado Julio de Miguel señaló: "No sé si habrá algún recibo atrasado, pero lo que es absolutamente falso es que yo me haya quedado con una peseta de las factura?. Añadió que ha presentado una querella criminal contra Mercader por injurias y calumnias.

Preguntado al respecto, Mercader manifestó que la decisión de presentar la denuncia, adoptada por la junta de gobierno del Colegio Oficial de ATS de Valencia, obedece a que los hechos denunciados por él en septiembre ante la junta de gobierno no han sido convenientemente investigados por el Insalud.

Auditoría de cuentas

Mercader presentó en aquella ocasión un informe con diversas propuestas, que fue aprobado por unanimidad por la junta de gobierno. La propuesta más importante era la práctica de una auditoría de cuentas sobre la facturación de pacientes asistidos sin cobertura de la Seguridad Social, que no se ha llevado a cabo. El Insalud decidió el pasado 13 de marzo retirar los poderes para cobrar facturas a Julio de Miguel. Mercader encuentra poco fundamentada esta medida, y estima que únicamente debía haberse tomado tras la oportuna investigación.En el texto de la denuncia se indica que a Julio de Miguel "se le entregaba la documentación correspondiente a los expedientes pendientes de pago" y él debía "gestionar su cobro e ingresar las cantidades económicas así resultantes en la caja de la administración general de la ciudad sanitaria La Fe". A partir de septiembre pasado la junta de gobierno de La Fe tuvo constancia de "que actualmente obran en poder del mencionado abogado más de 7.000 expedientes, que corresponden a los años que van desde 1975 a 1983, de los que la institución no ha tenido ningún tipo de ingresos, importando un total aproximado de 270 millones de pesetas".

La denuncia precisa que en numerosas ocasiones "se ha requerido al abogado don Julio de Miguel Aynat para que entregase a la administración un inventario detallado de los expedientes obrantes en su poder".

Añade que hay tres expedientes de los que se adjuntan a la denuncia "cuyo importe ya cobrado no ha sido ingresado en la caja de la administración general de la ciudad sanitaria La Fe, apropiándose indebidamente de las correspondientes cantidades", lo que supone sólo botones de muestra de lo que con el resto de las facturaciones está ocurriendo, ya que en ningún caso, como se ha puesto de manifiesto, ha habido ingreso de cantidades ni devolución de documentación acreditando su impago".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 4 de julio de 1984