Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Unilever, principal candidata para la adquisición de aceites Carbonell

La multinacional anglo-holandesa Unilever, una de las más importantes del sector agroalimentario y de detergentes, es la principal candidata para la adquisición de Carbonell, líder en el sector del aceite de oliva, y que está participada al 100% por el grupo del Banco Hispano Americano. Unilever, que ya había mostrado interés por Carbonell hace tres años, ha estudiado con detalle en los últimos meses la situación interna y posibilidades de futuro de la empresa cordobesa, y las negociaciones se encuentran lo suficientemente avanzadas como para que el acuerdo se concrete en breve.

En estos momentos el valor contable de Carbonell oscila alrededor de los 3.000 millones de pesetas, y la empresa ha remontado la difícil situación por la que atravesó hace unos años.La entrada de Unilever en la compañía, presumiblemente con el 100% del capital, como suele hacer habitualmente la multinacional anglo-holandesa en sus adquisiciones, supondría un importante vuelco en el control del actual mapa español de grasas y aceites y daría lugar al control efectivo de las multinacionales en el panorama aceitero español, en el que Carbonell ostenta el liderazgo en el sector del aceite de oliva. El grupo francés Leiseur Cotelle, que también tiene una importante cuota de mercado en el sector europeo, posee actualmente el 49,9% del capital en el grupo Koipe, líder en el sector de aceites de semillas.

El interés de la multinacional Unilever por una introducción efectiva en el sector español de aceites no es nuevo. En 1980 se conocieron los primeros contactos tanto con Carbonell como con Elosúa aunque no llegaron a cristalizar en nada concreto.

Plataforma española

Sin embargo, en estos momentos existen factores nuevos que han provocado variaciones sustanciales en el panorama de este mercado. Así, la cada vez más próxima entrada de España en el MCE ha vuelto a potenciarla como plataforma de primer orden para la comercialización de aceites de oliva, del que este país es uno de los principales productores mundiales. Por otro lado, el hecho de que la nueva filosofía imperante en el grupo Hispano, que posee todo el capital de Carbonell, sea la de desinvertir e ir vendiendo progresivamente empresas. "No tiene sentido", señalaban fuentes próximas al grupo propietario, "que el Banco Hispano Industrial tenga el 100% de participación en empresas, con 44.000 millones de pesetas en carteras, más otros 20.000 millones en activos funcionales, y sólo 23.000 millones de recursos propios".Unilever, compañía nacida en 1930 tras la fusión de la británica Lever Brothers y la holandesa Margarine Union, se encuentra muy introducida en España en el sector de detergentes y en el de margarinas. Precisamente a través de la compañía vizcaína Agra, a la que controla totalmente, es líder en el mercado español de margarinas, comercializando diversas marcas, de las que la más conocida es, probablemente, Tulipán.

Carbonell tiene su principal mercado en el terreno de los aceites. También se encuentra introducida en el sector vinícola conservas, piensos, abonos, semillas, e incluso en el del café.

El grupo Leiseur había mantenido contactos hace media docena de años para tantear su posible adquisición, pero desde entonces esas conversaciones no han vuelto a mantenerse. "El grupo francés no ha negociado nunca en serio con Carbonell", señalaron fuente de la empresa. Al parecer, tan sólo hubo contactos cuando el grupo Leiseur adquirió Salgado, otra compañía aceitera andaluza que actualmente pertenece al grupo Koipe.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 13 de mayo de 1984

Más información

  • La operación daría el control del mercado aceitero español a las compañías multinacionales