Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Haim Herzog, intelectual, ex militar y laborista, nuevo presidente de Israel

La elección de Haim Herzog, que será el sexto presidente del Estado de Israel, constituye una victoria de la oposición laborista y, por la misma razón, un serio revés contra la coalición gubernamental, Likud. El primer ministro, Menájem Beguin, puso todo su prestigio en la balanza y pidió el voto para su candidato, el juez del Tribunal Supremo Menájem Elon. Herzog sucede a Isaac: Navon, que decidió no presentarse a la reelección.

El fracaso político de la coalición es tanto más agrio por cuanto que constituye su tercera derrota, en el Parlamento (Knesset), en las últimas semanas. El Gobierno fue recientemente derrotado en el debate sobre el tema de la prolongación de los mandatos de los grandes rabinos de Israel y ahora con la elección del nuevo presidente del Estado.Siete diputados de la coalición gubernamental -generalmente se cree que se trata de seis liberales y del ministro Saharon Ouzan, del partido Tami- votaron por el candidato laborista. Este quebrantamiento de la disciplina del voto por parte de miembros de la coalición, que constituye un desafío directo contra Beguin, fue posible por el escrutinio secreto, hecho bastante raro en el Knesset, donde las votaciones suelen ser casi siempre a brazo alzado.

Esta defección en la coalición gobernante fue duramente criticada por varios miembros del Likud. El vicepresidente de la coalición, Ron¡ Milo, que se comprometió a pagar un millón de shekel (moneda nacional) a un fondo para la defensa si Haim Herzog resultaba elegido, dimitió de su puesto. El diputado Yusef Rom propuso elecciones anticipadas, "dada la falta de lealtad de algunos miembros de la coalición".

Por parte laborista proliferaron las felicitaciones por la derrota gubernamental y se pide la dimisión de Beguin y su Gabinete.

"C'est la vie" ("Es la vida"), dijo Menájem Beguin en francés, tras conocer los hechos, inmediatamente después de lo cual felicitó al diputado laborista victorioso, Herzog.

Haim Herzog, de 65 años, Judío nacido en Belfast, Irlanda del Norte, pertenece a una familia muy religiosa. Su padre fue gran rabino askenazi en Israel en los años veinte y treinta. Brillante abogado, Herzog cuenta con un excepcional expediente militar. Enrolado en el Ejército británico desde la apertura de hostilidades con el régimen nazi en 1939, ascendió velozmente por el escalafón militar y concluyó la guerra con el grado de mayor. Miembro del Haganá, ejército clandestino judío, tras la independencia de Israel fue nombrado jefe de la inteligencia militar y, después de la guerra de junio de 1967, general comandante de Jerusalén.

Herzog fue un notable embajador de Israel ante la ONU. Laborista desde la primera hora, fue diputado en 1977 y, de nuevo, en 1981. Yerno de Nisim Gaon, multimillonario y presidente de la Federación Mundial del Judaísmo Sefardí, Haim Herzog habla perfectamente el árabe.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 23 de marzo de 1983

Más información

  • Sucede a Navon, que no se presentó a la reelección