Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fuerte polémica entre la Generalitat y la Institución Ferial de Madrid

La presentación, ayer, a los medios informativos de Barcelona de cuatro exposiciones organizadas para 1983 por la Institución Ferial de Madrid (Ifema) ha agudizado la tradicional polémica entre las ferias de Madrid y Barcelona. La Dirección General de Promoción Comercial de la Generalitat de Cataluña acusó a Renfe, mediante una contundente nota oficial, de promocionar ferias "ilegales", caliricativo atribuido a la exposición Floralia-83, organizada por Ifema, junto al de "salón pirata".

La competencia desleal de este certamen, que se inaugurará en Madrid el 9 de marzo, con el salón Iberflora de Valencia ha sido puesta de manifiesto por la Generalitat.Alfonso Seane, secretario de la Feria Internacional de Turismo (Fitur), también organizada por la feria madrileña, desmintió ayer las relaciones de privilegio atribuidas por la Generalitat a Ifema con Renfe y señaló que la presentación a los medios de comunicación de las actividades de Ifema en un vagón de esta compañía ferroviaria ha sido fruto exclusivo de un contrato mercantil entre ambas entidades. La presencia de la delegación de Ifema en Barcelona fue explicada, asimismo, como práctica habitual, destinada a promocionar el intercambio comercial entre diferentes ciudades de España.

La polémica suscitada de forma abierta por Francesc Granell, director general de Promoción Comercial de la Generalitat, en torno a lo que calificó de competencia desleal protagonizada por la feria de Madrid con respecto a otras ferias españolas, se dirige, en especial, a la organización del salón Floralia-83. Además de ser calificada como "absolutamente ilegal", la puesta en práctica del mismo es considerada por la Generalitat, que cita en el mismo sentido el "malestar creado en medios cercanos a la Feria de Barcelona", como gravemente lesiva para los intereses de la feria Iberflora de Valencia.

Mientras la Generalitat afirma que Floralia-83 ha sido prohibida por la Administración central, Carlos Gonzalvo, director de la exposición, desmintió el hecho y señaló que el certamen fue autorizado en agosto pasado. La Generalitat critica a la Administración Central por "no haber hecho cumplir las reglas necesarias para preservar el orden ferial a Ifema, contribuyendo a la ruptura de las más elementales normas de la leal competencia".

Floralia-83, según Francesc, Granell, no figura en el calendario oficial de ferias. Los organizadores de la exposición madrileña desmintieron, que Floralia pudiera perjudicar los intereses de otros salones preexistentes del mismo sector.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 19 de enero de 1983

Más información

  • Acusan a Floralia-83 de ser ilegal