Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
REVISTA DE PRENSA

El paro en España

Barcelona,

( ... ) Las cifras dadas a conocer ayer señalan que el desempleo se ha incrementado en 400.000 personas más durante el año 1982. Se eleva ya a 2.150.000 personas, o sea el 16,5% de la población activa.Es difícil insistir en todo lo que se ha dicho sobre las consecuencias económicas, sociales, e incluso morales y de convivencia, del fenómeno del paro. No deberíamos quedarnos, no obstante, en una crítica fácil de este fenómeno -como se hacía en los sesenta respecto a la emigración a Alemania, que ojalá pudiéramos criticar ahora-, sino intentar analizar las causas de este fenómeno y la forma de conseguir que, de verdad, las cifras de desempleo disminuyan.

En primer lugar, habría que volver a insistir, una vez más, en que no es el sistema democrático el que ha creado el desempleo, sino la grave crisis económica internacional que atenaza a todos los países del mundo. Aunque bien es verdad que una política económica más rigurosa y acertada hubiera podido, seguramente, hacer que estas cifras fueran algo menores, ya que, de hecho, España tiene la cifra de desempleo más alta de los países industrializados.

En segundo lugar, hay que tener muy claro que la economía española, incluso en las épocas de crecimiento del producto interior bruto del 7% acumulativo, tenía poca capacidad de crear empleo. Simplemente, el paro se transformaba entonces fácilmente en emigración a los países europeos más desarrollados. ( ... )

14 de enero

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 15 de enero de 1983