Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Hallado muerto el principal testigo de un caso de espionaje en favor de Libia

Kevin Mulcaby, testigo clave en el proceso de la Administración norteamericana contra dos ex espías acusados de actividades ilegales en apoyo de terroristas libios, apareció muerto el pasado martes en una cabaña de las montañas de Virginia. Las causas de la muerte de Mulcahy no han sido determinadas aún. Fuentes de la Fiscalía federal dijeron que se estaba trabajando sobre los acontecimientos, pero aún no se ha comenzado formalmente la investigación de la muerte. El cadáver no presentaba signos aparentes de violencia.

Fuentes del Departamento de Justicia, que prefirieron no ser identificadas, comentaron que Mulcahy jugó un papel importante en la fase inicial de las investigaciones sobre Edwin Wilson y Frank Terpil, ex agentes de la Agencia Central de Inteligencia (CIA) norteamericana y añadieron que su muerte no interrumpirá el proceso contra Wilson. Este está acusado de transportar ilegalmente explosivos a Libia, de conspiración para el asesinato y otros crímenes federales.Mulcahy dimitió de la CIA en 1968, a la edad de 40 años. Su padre, Donald Mulcahy, dijo el pasado martes que su hijo, que había seguido curas de alcoholismo hace unos años, se encontraba "muy deprimido" en estas últimas semanas y se había refugiado en la bebida.

El cuerpo de Mulcahy fue transportado desde el condado de Fairfax al departamento forense de Washington, donde el doctor James Beyer, jefe del equipo médico, afirmó que se le haría la autopsia. Después de abandonar la CIA, Mulcahy fue reclutado por Wilson y Terpil como asistente de ambos en sus negocios de exportación. Trabajó con Wilson y Terpil hasta 1976, según los investigadores federales. Mulcahy, perfectamente informado de las conexiones con Libia, confesó el asunto a la CIA. Comunicó los detalles de las actividades de los dos ex agentes al FBI y a otras oficinas judiciales.

Nuevos cargos contra Wilson

La CIA ha negado en diversas ocasiones que haya apoyado las operaciones libias de Wilson y Terpil y repitió que estos dos hombres y Mulcahy no eran agentes suyos durante el tiempo en que los tres estuvieron asociados.Mulcahy fue el testigo clave ante el gran jurado que entendió el caso, y en 1980 la Fiscalía federal decidió el procesamiento de los dos ex agentes.

Wilson fue detenido este año y se le han imputado varios cargos adicionales desde su arresto en Nueva York en junio. Una de estas acusaciones, transporte ilegal de armas, se ha presentado en el norte de Virginia, donde tiene pendiente un proceso.

Terpil está huido. Recientes informaciones señalan que vive en Beirut.

Lawrence Barcella, asistente del fiscal del Estado y jefe de la investigación de uno de los cargos contra Wilson, dijo que la muerte de Mulcahy "no impedirá la capacidad del Gobierno para inculpar a Wilson".

El padre de Mulcahy, ex agente de la CIA también, dijo que la policía del condado de Shenandoah, encontró el cadáver de su hijo en la cabaña de un motel de las montañas, cerca de Edinburg, en Virginia, a unos 140 kilómetros al oeste de Washington.

David Stocker, propietario del motel, dijo que agentes del FBI le pidieron que no hiciera comentarios sobre la estancia de Mulcahy en el mismo. Por su parte, un portavoz de la CIA se negó a hacer cualquier comentario sobre la muerte de su ex agente.

Fuentes del Departamento de Justicia añadieron que el FBI examina el caso de manera hermética, pero aún no ha comenzado la investigación formal. Las mismas fuentes añadieron que las autoridades federales se interesarían de manera especial por el caso, en el supuesto de que apareciesen en la investigación sobre las causas de la muerte de Mulcahy otras que no fueran las naturales.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 28 de octubre de 1982

Más información

  • La víctima, ex agente de la CIA, descubrió el tema a los norteamericanos