Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Juicio por el atentado de Ispáster, donde murieron 6 guardias civiles

Francisco Esquisavel, Angel Recalde, Jesús Trocaola, Juan Ramón Ibarlueca, Ana Guerenabarrena y María Isabel Mendiola comparecieron ayer ante la sección segunda de lo Penal de la Audiencia Nacional, acusados de haber participado o de prestar colaboración en el atentado contra un convoy de la Guardia Civil, perpetrado en Ispaster (Vizcaya) el uno de febrero de 1980, y en el que murieron seis agentes. El fiscal pidió en total 529 años de cárcel.Esquisavel y Recalde están acusados de haber tomado parte directamente en el atentado, junto a otros siete presuntos. activistas de ETA Militar en situación de rebeldía y dos ya fallecidos. A Trocaola se le acusa de haber ocultado en el sótano de su vivienda de Eibar (Guipúzcoa) a dos de los fugitivos. A Ibarlueca y Guerenabarrena se les imputa haber ayudado a limpiar las manchas de sangre en el vehículo de otro fugitivo. Finalmente, Mendiola está considerada autora del traslado de un miembro del comando.

Durante la vista oral se produjeron incidentes, al contestar Esquisavel a las preguntas del tribunal en eusquera y negarse a hacerlo Angel Recalde, alegando su condición de militante de ETA. El presidente les preguntó si deseaban continuar en la sala. Contestaron negativamente, por lo que se ordenó que se retirasen.

En el curso de la vista, Trocaola negó las acusaciones y aseguró que había efectuado su declaración a la policía bajo amenazas contra su esposa. Los otros tres procesados que continuaban en la sala negaron su pertenencia a ETA y aseguraron que habían actuado por amistad.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 26 de junio de 1982