Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Londres retiene al presunto torturador argentino Astiz

El Reino Unido ha accedido, a petición de Suecia y Francia, a aplazar la liberación del capitán argentino Alfredo Astiz, capturado durante la reconquista británica de las islas Georgias del Sur, y considerado como el principal responsable de la desaparición en Argentina de una adolescente sueca, de dos monjas francesas y de trece disidentes políticos argentinos.El Foreign Office anunció ayer que el Reino Unido había "aceptado mantener en cautividad al capitán Astiz durante algunos días". Los 149 militares y 39 civiles -entre los que figuran un español, dos chilenos y dos uruguayos- apresados también en las Georgias del Sur llegaron ayer a Montevideo, procedentes de la isla británica de Ascensión, donde habían sido entregados por las autoridades británicas al Comité Internacional de la Cruz Roja.

El Gobierno sueco solicitó, a principios de semana, poder interrogar al preso argentino, al que considera responsable de la desaparición, el 27 de enero de 1977, de Dagmar Hagelin, joven de 17 años de edad que poseía la doble nacionalidad argentina y sueca.

Varios testigos afirmaron que Dagmar Hegelin murió en la Escuela Mecánia de la Marina en Buenos Aires a causa de un tiro en la cabeza disparado por Astiz, cuando la joven se dirigía a casa de la esposa de un dirigente montonero.

El miércoles, el ministro francés de Relaciones Exteriores, Claude Cheysson, anunció que Francia también había pedido el aplazamiento de la liberación de Astiz para poder interrogarle.

El 8 de diciembre de 1977 fue secuestráda en la plaza de Mayo, por civiles armados, la madre Al¡ce Domont, de 43 años de edad, cuando se encontraba con varias madres de desaparecidos. Dos días más tarde, presuntos policías apresaron a la madre,Leonie Duquet, de 62 años de edad. París sospecha que Astiz es responsable de ambos secuestros.

Ambas religiosas, de la congregación de las Misiones Extranjeras, permanecieron unas días detenidas en la Escuela Mecánica de la Marina y fueron ejecutadas entre el 15 y 19 de diciembre de 1977, al ser arrojadas desde un barco o un helicóptero al río de la Plata, según afirmó en 1979 Nina Ortiz, presa que logró salir con vida de la Escuela y exiliarse en Europa.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 14 de mayo de 1982