Campaña al Parlamento andaluz

Cavero y Soledad Becerril niegan que exista un pacto UCD-PSOE para después de las elecciones

El secretario general de Unión de Centro Democrático, Iñigo Cavero, y la ministra de Cultura, Soledad Becerril, pusieron ayer de relieve en esta ciudad la indignación causada en el partido gubernamental por la denuncia de un dirigente provincial de AP, en el sentido de que existe un pacto entre UCD y PSOE para gobernar juntos en Andalucía, después de las elecciones del día 23.

Más información

Francisco Sanabria, presidente de AP de Sevilla y candidato último en la lista de esta provincia, había asegurado que los días 3, 4 y 5 del presente mes se celebraron en Madrid entrevistas a alto nivel de las que surgió un acuerdo entre centristas y socialistas. Los dirigentes ucedistas calificaron de infamia estas afirmaciones, recordando que "si en Andalucía gobiernan los socialistas en los ayuntamientos por el pacto de la izquierda es gracias a los votos de Fraga, al apoyar la enmienda de Carrillo por la que se estableció el sistema actual". Iñigo Cavero añadió que, en cualquier caso, los programas de UCD y PSOE son tan diferenciados que sería imposible para los dos partidos políticos gobernar juntos.Sobre la oferta electoral de UCD y sus diferencias respecto a la de AP, Iñigo Cavero insistió en que el suyo no es un partido conservador, como se define AP, sino de reforma y progreso, y que la postura de unos y otros con respecto a las autonomías puede marcar bien sus distancias.

También se refirió a la diferencia de talantes, y señaló que no imagina a ningún hombre de UCD expresándose como lo hizo Fraga en el debate sobre el terrorismo, celebrado recientemente en el Congreso de los Diputados.

Respecto a las críticas al Gobierno de UCD sobre su política en relación a Andalucía, señaló que el retraso de esta región no se puede achacar a los últimos años, sino que viene de muy atrás.

El PSA presentó ayer su programa político

Por otra parte, el Partido Socialista de Andalucía (PSA) presentó ayer su programa de Gobierno, justificando el retraso, en su concienzuda elaboración -el programa es un libro de unas cuatrocientas páginas- y en problemas económicos para pagar a la imprenta. Durante el acto de presentación, el candidato nacionalista, Luis Uruñuela, denunció que la polémica entre UCD y PSOE en la primera semana de campaña era un insulto al pueblo andaluz y reiteró que la verdadera confrontación de estas elecciones se plantea entre el centralismo y la autonomía."El PSA-Partido Andaluz no dará sus votos para el candidato de ningún otro partido a la presidencia del gobierno de Andalucía", declaró Uruñuela.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0008, 08 de mayo de 1982.

Lo más visto en...

Top 50