Clavero podría solicitar hoy su pase al Grupo Mixto

El hasta ahora diputado centrista Manuel Clavero puede que presente hoy su petición de pase al Grupo Mixto del Congreso, como consecuencia de su salida de UCD. La solicitud la formulará probablemente en la entrevista que mantendrá esta mañana en Madrid con el presidente de la Cámara, Landelino Lavilla. Altas fuentes centristas informaron a EL PAÍS que UCD no hará valer el documento de renuncia al escaño, suscrito sin fecha por todos los candidatos del partido, y manifestaron sus temores de que el ejemplo cunda en otros diputados.Clavero ha concedido, en Sevilla, una entrevista a nuestro enviado especial, Daniel Gavela, en la que deja ver su intención de mantenerse en la política, posiblemente con un proyecto centrista netamente andaluz, al margen de UCD. También estima que gran parte del electorado de UCD votará sí en el referéndum andaluz. Asimismo, el ex ministro expone que tiene serias dudas sobre la constitucionalidad de la forma en que se ha convocado el referéndum andaluz, y entiende que existe un agravio comparativo respecto a los casos vasco y catalán.

Más información
Los concejales sevillanos de UCD llaman a la participación en el referéndum
Ingresa en prisión el presidente del FAL
Plan de urgencia del PSOE para el desarrollo andaluz

Pasa a Página 15

Clavero: "Gran parte del electorado centrista votará «sí» en el referéndum"

(Viene de primera página.)Ya que, según las fuentes citadas, el documento de renuncia sería inválido, aludieron a la posibilidad de que otros diputados, también en situación incómoda por problemas autonómicos, siguieran su actitud. Entre otros, citaron al gallego José Luis Mellán y al extremeño Enrique Sánchez de León. En todo caso, medios gubernamentales y de oposición del Parlamento coinciden en que el documento de renuncia no es válido si no es firmado y presentado por el interesado ante la Junta Electoral Central. La decisión sobre, la pérdida de un escaño contra la voluntad del afectado no corresponde al Congreso, aunque sí atañe a sus autoridades autorizar el cambio de grupo.

La entrevista con nuestro enviado especial se desarrolló en los siguientes términos:

Pregunta. La forma en que el Gobierno ha convocado el referéndum andaluz parece ser el desencadenante inmediato de su abandono de UCD. ¿Qué hay de irregular en esta convocatoria?

Respuesta. Tengo profundas dudas sobre la constitucionalidad de la convocatoria del referéndum de autonomía y su regulación. La discriminación que se está haciendo con Andalucía en un referéndum mucho más difícil que el vasco y catalán, en los que UCD predicaba el -aquí predica la abstención, que es peor que el no-, puede implicar una desviación de poder y afecta a los principios de igual dad y no discriminación consagrados en la Constitución.

P. Si del estudio del tema se desprendieran indicios de anticonstitucionalidad, ¿estaría usted dispuesto a interponer recurso ante el Tribunal Constitucional?

R. El ajetreo de estos días me ha impedido estudiar a fondo los aspectos procesales de esta posible impugnación. El tema podría ser llevado a esta instancia o a otra que fuera competente.

P. ¿Existe alguna discriminación que considere especialmente grave?

R. Al margen de una discriminación sustancial, como es llevar a Andalucía por la vía del artículo 143, y de otras tan importantes como la reducción de la campaña -y no es válido decir que no había tiempo para más cuando la ley de Referéndum fue remitida a las Cortes con tres meses de retraso sobre el calendario previsto-; al margen de esto y del recorte de dinero y la prohibición de la campaña institucional en los órganos de comunicación dependientes del Estado, está la discriminación que se hace en la televisión. Cuando los referendos vasco y catalán, todos los españoles tuvimos la oportunidad de ver cómo, por ejemplo, se predicaban las excelencias de los conciertos económicos en las horas de mayor audiencia. A los andaluces sólo se les permite de forma restringida defender sus opciones en Telesur, espacio que, además de no cubrir toda la región, tiene un horario sólo apto parajubilados. Qué más quisiera yo que me dejaran sólo cinco minutos para dirigirme a los andaluces.

P. A raíz del artículo que escribió en El Correo de Andalucía en defensa del artículo 151, ¿recibió alguna llamada al orden desde Madrid?

R. Tuve la evidencia de que con aquel artículo se había acabado el ejercicio de mi libertad responsable dentro de UCD.

P. ¿Esperaba que su actitud de abandono del partido fuera ampliamente compartida dentro de los afiliados andaluces?

R. Tengo que confesar que he visto muchas miserias humanas con motivo de esta crisis. Los políticos somos una mezcla de ideales y ambiciones, pero a veces la ambición lo es todo y de los ideales no queda nada. Entonces no sólo hemos dejado de ser políticos, sino también hombres.

P. ¿Se siente usted defraudado por ello?

R. Me sentiría defraudado si no fuera porque nunca he tenido más adhesiones que ahora a un posible proyecto político nuevo.

P. Se dice que sólo Sevilla es su feudo.

R. Pues yo he recibido adhesiones de Sevilla y de fuera.

P. ¿También de la llamada Andalucía oriental?

R. No sólo de la llamada Andalucía oriental, sino también de los andaluces que viven en Cataluña y por supuesto de personas que continúan en UCD en Sevilla, y que me han dicho que no se salen del partido en tanto no forme un nuevo proyecto político. Y también he recibido adhesiones provenientes de otros partidos. Sin embargo, en éstas y otras cuestiones me gusta decidir en el momento oportuno y sin la emotividad que producen los momentos de crisis.

P. ¿Cree que existe un espacio político en el que pueda usted jugar?

R. Existe, y se está agrandando con el espacio que otros abandonan.

P. ¿Cómo sería ese proyecto político?

R. Muy simple: Andalucía y una idea centrista.

P. Alejandro Rojas Marcos le ha invitado a integrarse en el PSA. ¿Por qué no ha aceptado el ofrecimiento?

R. El dijo que si yo giraba a la izquierda me recibiría encantado, y yo le respondo que si ellos giran a la moderación podría considerar el tema.

P. ¿El referéndum está perdido para los que abogan por el sí?

R. Me gusta ser realista y el realismo en este caso conduce al pesimismo, aunque cabe esperarlo todo. Ganar por la mayoría del censo cuando hay tanto emigrante es muy dificil. Con UCD se habría ganado, desde luego, y yo creo que eso lo saben en Madrid y ésa es la gran responsabilidad de UCD con Andalucía.

P. ¿Votarán sí muchos militantes centristas?

R. Lo harán muchos militantes y gran parte del electorado. Esta misma mañana ha recibido a comisiones de militantes de diversos pueblos que traían pegatinas que decían «Autonomía, sí». En uno de los pueblos de mayor militancia de Sevilla, en Cantillana, en la sede del partido hay una pancarta que dice: «UCD, por el 151».

P. Muchas veces se afirma que detrás de la cuestión autonómica andaluza no hay más que un sentimiento de agravio. ¿Cree correcta esta apreciación?

R. He dicho siempre que me gusta definir la autonomía andaluza por lo que es, no por lo que no es, aunque esto último -el antivasquismo, el anticatalinismo y antimadrileñismo- sea muy rentable. La autonomía no va a hacer milagros, pero cinco siglos de centralismo y nuestras propias culpas han dejado a Andalucía a la cola de España. La autonomía es una esperanza y la esperanza es también un valor político.

P. ¿Cree usted que UCD ha engañado a Andalucía con su actitud sobre el referéndum?

R. Creo que sólo se trata de un cambio de opinión, porque si la hubiera querido engañar el presidente del Gobierno no hubiera dado una fecha, porque esto tiene un coste político y personal tan alto que no puede responder a una intención de engañar.

P. ¿Y cuándo UCD equipara las dos vías autonómicas?

R. No quiero entrar en un juicio de intenciones, pero para mí el artículo 143 y el 151 de la Constitución son especialmente distintos, y no sólo por razones de procedimiento, sino que también las competencias a transferir son distintas, y el 143 no contiene ninguna determinación sobre las instituciones autonómicas, ni las enumera ni establece cómo se integran esas instituciones.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS