Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
PAIS VALENCIANO

El centro de televisión de Aitana, destruido en un incendio

Los estudios del centro regional de televisión de Aitana quedaron destruidos por un incendio, que se inició a primeras horas de la mañana de ayer, antes de la entrada al trabajo del personal. El origen del siniestro parece ser de carácter fortuito, según confirmaron fuentes competentes.

La versión de los hechos procede del único testigo, la mujer de la limpieza, quien, según declaró en comisaría, vio salir del estudio, a las siete menos cuarto, una llamarada. Instantes después, por el alto grado de combustibilidad del material insonorizador que revestía las dependencias, el fuego se propagó a las instalaciones anexas de los laboratorios, que ocupan un primer piso en la avenida de Navarro Reverter, en el mismo edificio donde tiene su sede la Delegación del Ministerio de Cultura.La rápida intervención de los bomberos evitó que el fuego afectara también al piso superior, destinado a los despachos de redacción y administración. La extinción del fuego se realizó después de romper los cristales de las ventanas que dan a la avenida, ante la dificultad de acceder por la escalera interior del inmueble.

Por la hora en que se produjo el siniestro no hubo que lamentar víctimas humanas. Sin embargo, las pérdidas materiales, tanto del equipo técnico como de obra civil, en una estimación de urgencia, pueden superar los cien millones de pesetas, según manifestaron a este diario fuentes directas del centro regional. De hecho ha quedado inservible todo el equipo para transmisión en blanco y negro, integrado por tres cámaras electrónicas, otras tantas de filmación, telecines, moviolas de montaje, control de emisión y de cámaras, laboratorio, mezclador y enlace móvil.

Destruido el archivo de programas

Pero entre todo este material destruido, de fácil reposición en unos meses, la pérdida más lamentable es el archivo de todos los programas emitidos desde 1978, que constituía un documento insustituible de la actualidad valenciana de los últimos tiempos.

El informe técnico definitivo del arquitecto constructor del edificio no ha concluido todavía, pero los iniciales temores de que el piso superior de redacción tuviese que ser cerrado, al dañar el fuego la estructura del suelo, fueron desmentidos por los técnicos que visitaron el edificio tras el siniestro.

Al tener conocimiento del hecho, la Dirección General de RTVE puso a disposición del centro de Aitana un equipo de técnicos, que se trasladó a Valencia para estudiar sobre el terreno la reconstrucción de las instalaciones y normalizar las emisiones lo antes posible. Por su parte, el delegado de Cultura viajará hoy a Madrid para dar puntual información al titular de su cartera. Asimismo, el vicepresidente del Gobierno y diputado de UCD por Valencia, Fernando Abril, aseguró a los directivos del centro regional que en las nuevas instalaciones entraría en funcionamiento el equipo para emitir en color, que quedará a punto para las próximas fallas.

Seguirán las emisiones

«El programa regional Aitana no se va a dejar de emitir. Saldremos en pantalla con los escasos medios que nos quedan. No queremos faltar ni un solo día y, si es posible, cubriendo los treinta minutos de programación de que disponemos», manifestó a EL PAIS el director en funciones del centro, José Llorca. Y así fue: ayer mismo, a las dos y diez de la tarde, apareció el locutor en pantalla para dar noticia del siniestro. La emisión, que duró escasamente siete minutos, concluyó con un «como siempre, y pese a todo, buenas tardes y hasta mañana». La transmisión, califica da por el locutor de «casi un pequeño milagro », se produjo gracia al centro emisor de Torrente, po blación situada en las cercanías de Valencia, desde donde se emitirá hasta la reconstrucción de la instalaciones.

La destrucción de los estudios acelerará, sin duda, la transforma ción del centro regional, que venía siendo muy necesaria, por la falta de espacio y medios. La puesta en marcha de la emisión en color está asegurada para mediados de mar zo, ya que casualmente el labora torio no fue dañado por el fuego, al encontrarse depositado en los sótanos del edificio, mientras que se espera la llegada del telecine a Valencia esta misma semana.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 7 de febrero de 1980