Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

China ha conseguido

una nueva clase de trigo mediante un injerto con guisante, que, al parecer, crece vigorosamente en zonas de gran altitutud, según la agencia Nueva China. El nuevo grano, muy resistente a las heladas, requiere sólo cien días, en lugar de los 130 del trigo temprano, para su germinación, crecimiento, maduración y recolección.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 22 de mayo de 1979